estudiosdelamujer’s Blog

2015-A-1700 Cuelque aquí sus informes Grupales

25 comentarios »

  1. Universidad Nacional Autónoma de Honduras
    Facultad de Ciencias Sociales
    Estudios de la Mujer
    Dra. Anarella Vélez Osejo

    Tegucigalpa, M.D.C., 2015
    Fecha de entrega: 27 de Abril del 2015
    Sección: 1700
    Grupo # 3

    Integrantes:
    • Alicia G. Martínez – – – – – – – – – 20121016807
    • Iris W. Rivera Guevara – – – – – 20121005941
    • Jennifer S. Murillo García – – – 20121017642
    • Leeybi R. Chávez Estrada – – – 20121012768

    Proyecto de Investigación
    Tema: Historia de la sexualidad en Honduras: La Educación Sexual

    Contenido
    Caracterización – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 1 ]
    Fundamentación – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 2 ]
    Marco Conceptual – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 3 – 4 ]
    Marco legal.
    Hipótesis de trabajo- – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 5 ]
    Objetivos – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 6 ]
    Metodología – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 7 -12 ]
    Fuentes y Técnicas de Investigación y Analisis de datos.
    Conclusiones – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – -[ 13 ]
    Bibliografía – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 14 ]
    Anexos – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – [ 15 ]

    Caracterización
    Honduras, es un país con una población de más de ocho millones de habitantes, la población de 10 a 21 años es de aproximadamente de más 2 millones y representa el 28% del total poblacional del país. Así como el estado ha tratado de controlar la sexualidad femenina. Tras el golpe de estado del 2009, se produjo un severo retroceso en materia de derechos humanos que no solo incluyo ataques y crímenes por razones políticas, también los derechos sexuales y reproductivos fueron restringidos. Mediante acuerdo ministerial de la Secretaria de Salud, la pastilla anticonceptiva de emergencia (PAE) fue prohibida por el gobierno de Roberto Michelleti. Cifras de la Encuesta Nacional de Demografía y Salud 2011 – 2012 elaborado por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y la Secretaria de Salud muestra que el 24% de las mujeres de 15 a 20 años de edad alguna vez estuvo embarazada, bien sea porque están gestando por primera vez (5%) o porque ya son madres (19%).
    La falta de educación sexual y de valores morales ha ocasionado que en nuestro país se reporte aproximadamente en este año un total de 50,000 niñas embarazadas, según la ministra de salud, los últimos registros obtenidos por la Secretaria de Salud, muestran un incremento en los casos de niñas que a temprana edad sostienen relaciones sexuales y son embarazadas; la situación de embarazos en adolescentes y jóvenes es tan grave que el 22% de total de embarazos a nivel nacional es en esta población, la funcionaria señalo que la mayor preocupación es que incremente también le número de personas con enfermedades de transmisión sexual.
    La situación de esta población en Honduras no escapa a la realidad de América Latina: les afecta la pobreza, baja tasa de escolaridad, la falta de oportunidades, relaciones intrafamiliares en conflicto, limitado acceso a servicios de salud, elevadas tasas de embarazos no deseados, la mortalidad materna y perinatal, las infecciones de transmisión sexual incluido el VIH, la violencia en general especialmente la basada en género, la sexual e intrafamiliar.
    El inicio más temprano de relaciones sexuales de, el limitado acceso a recibir educación sexual, servicios de salud integrales, la presión del grupo social de su referencia y la falta de programas acordes a la edad para postergar el inicio de su vida sexual o evitar el primer embarazo; el Informe del Estado Mundial de Población 2013, ubican a Honduras como el segundo país de América Latina, en porcentaje de mujeres que dieron luz antes de los 18 años de edad. A estas cifras se suma el hecho que la tasa de fecundidad en adolescentes y jóvenes solamente disminuyo un punto porcentual en los últimos años.
    Se estima que en los centros de salud del área metropolitana de la capital de Honduras, almenos 40 pacientes acuden en promedio por semana a causa de enfermedades transmitidas por vía sexual. Datos de la Secretaria de Salud de Honduras establecen que la Gonorrea, Clamidia, Sífilis, condilomatosis y herpes genital, son las enfermedades de transmisión sexual con mayor incidencia sobre la población femenina del país.

    Fundamentación
    En este trabajo partimos de una premisa fundamental: los programas de prevención en Honduras, no están siendo del todo efectivos porque, a pesar de que informan sobre los riesgos de las conductas sexuales no protegidas, no permiten que las personas reflexionen sobre los factores sociales, culturales y de género que inciden en este tipo de conducta. Además, creemos que si las personas no entienden la sexualidad en todas su dimensión no pueden valo9rar cuales de los mensajes que reciben son los más adecuados y cuáles son los más útiles. Por estas razones hemos optado por realizar este proyecto de investigación guiados por el hecho que en nuestro país los factores culturales y de género determinan las conductas sexuales de los adolescentes, jóvenes y adultos.
    Aunque la reflexión sobre las diferencias de género y su influencia en la sexualidad estará presente a lo largo de este trabajo, se decidió iniciar la presentación de los resultados con este tema estructurándolo de manera sistemática. Esto se debe a que, desde nuestra perspectiva, comprenderlo resulta vital para determinar en qué medidas los factores biológicos y de genero hacen que las mujeres sean más vulnerables a las conductas sexuales de alto riesgo y que, además, tengan menos opciones para vivir su sexualidad de una forma más libre y segura. También proyectamos en este trabajo el conocimiento que obtuvimos de jóvenes sobre la educación sexual y sus delimitantes en nuestra sociedad.
    También se analiza como la desinformación es una de las principales estrategias del orden social para garantizar que la sexualidad siga siendo un tabú.
    La sexualidad es una dimensión fundamental del ser humano que hace parte integral del proyecto de vida personal, por lo cual educar para la sexualidad es una tarea importante dentro del proceso formativo y educativo del estudiantado.
    Este proceso educativo debe tener cabida y continuidad en el tiempo, teniendo en cuenta los momentos evolutivos de los estudiantes, para diseñar y ejecutar acciones que respondan a unos hilos conductores específicos, de cara a la promoción de una sexualidad placentera, responsable, saludable y libre de violencias.
    Esperamos que esta investigación sea de gran ayuda para otras personas o instituciones que realizan procesos educativos para la juventud hondureña, el comprender que la juventud hondureña necesita y urge la ser escuchada para poder enfrentar la problemática vivida sobre la formación saludable de la sexualidad.

    Marco Conceptual
    Las fuentes de aprendizaje de la educación sexual, en épocas pasadas estuvieron bajo la orientación de la religión y la medicina. La religión, mostrando esta dimensión de manera parcializada y reducida a la procreación y con ciertos tintes de pecaminosa y vergonzosa, por eso se puede decir que desde esta orientación, la sexualidad se proyectó de manera limitada y parcializada, además, plagada de tabúes y percepciones morales erradas. La orientación médica por su parte, con gran influencia hasta mediados del siglo XX, se basó en las cátedras de anatomía y fisiología, contribuyendo también a la interiorización de una concepción parcializada de la sexualidad.
    ¿Qué aborda el tema de sexualidad?
    La educación sobre la sexualidad incluye información sobre la anatomía y fisiológica, la pubertad, el embarazo y las existentes enfermedades de trasmisión sexual, etc.
    El conocimiento por si solas no es suficiente para estar informados de lo que realmente ocurre en nuestro cuerpo y las necesidades que este requiere; por este motivo las instituciones educativas necesitan una adecuada formación y educación sexual para el mejor desarrollo académico, porque este también se basa en los conceptos de moralidad – sexualidad; es decir, el auto cuidado que el cuerpo necesita.
    La problematización de la sexualidad empieza y termina en estas divisiones, sobre la base de las diferencias biológicas entre los diferentes sexos, la sociedad ha permitido que se estructure todo un orden social que ubica a las mujeres en una posición de inferioridad y desigualdad frente a los hombres.
    En los últimos años la comunicación entre padres e hijos sobre la educación sexual ha sido muy escasa. En la antigüedad las mujeres “decentes” no se atrevían a esperar el placer del acto sexual y solo lo toleraban por “obligación” a sus esposos. Ya que en Honduras la edad de consentimiento se considera alrededor de los 14 a 16 años de edad y esto causa que esos adolescentes – jóvenes ignoren la información adecuada para tener una relación sexual saludable y responsable.
    En la actualidad la educación sexual proporcionada es generalizada y pobre, aun cuando sea proporcionada en las escuelas y colegios por lo general llega tarde como para que sea aprovechada al máximo. Casi todos los jóvenes de 14 años de edad ya saben, y la mayoría sabe acerca de la masturbación, de la prostitución y los aspectos que ignoran son los anticonceptivos, métodos de prevención y las enfermedades de transmisión sexual, etc.
    Entre los anticonceptivos tenemos: la píldora anticonceptiva de ingestión oral, diafragma y jaleas espermicidas, dispositivos intrauterino, condón, espuma vaginal espermicida y su aplicador.
    Entre las enfermedades de transmisión sexual están: el SIDA, sífilis, gonorrea, clamidias, Herpes Genital, etc. Estas en especial en nuestro país son encontradas en gran magnitud.
    Marco Legal
    En 1996 se inicia la revisión del Código Penal, y mediante Decreto 191 – 96, se establece penas mayores para la rata de personas con fines de explotación sexual y la acción publica
    Para el año 1999 la Secretaria de Salud, en un espacio amplio de coordinación denominado Mesa de Trabajo en Salud Reproductiva revisa el Manual de Normas y Procedimientos para la Atención Integral de la Mujer en el cual se reconoce e impulsa la anticoncepción de emergencia.
    En el año 2,000 se aprueba la Ley de igualdad de Oportunidades para la Mujer, misma que establece, entre otras medidas que las estudiantes de secundaria que se embarazan, tienen derecho de no interrumpir sus estudios en los centros educativos públicos o privados.
    En la última década, como producto de los compromisos contraídos en Cumbres y Conferencias internacionales, se han hecho esfuerzos por modernizar y promover la transformación educativa nacional, contando desde 2004 con un Diseño Curricular Nacional para la Educación Básica que contempla qué contenidos se deben enseñar y cómo se deben enseñar a lo largo del ciclo educativo del primero al noveno grado.
    A pesar de lo anterior, se han hecho dos esfuerzos de cooperación entre los entes técnicos de la Secretaría de Educación y agencias de cooperación con el fin de contribuir con la incorporación de la educación en sexualidad en la educación pública. El primer esfuerzo culminó con unas guías de educación sexual para maestros y maestras de educación secundaria, en cumplimiento al mandato de la Ley especial de VIH, las cuales fueron distribuidas en 2003. Sin embargo, por presiones de grupos religiosos fundamentalistas, el entonces ministro de educación circuló una nota prohibiendo su uso.
    Surgen en el marco del cumplimiento de la Ley de VIH y de los Objetivo de Desarrollo del Milenio, en un esfuerzo conjunto de la anterior y actual gestión ministerial de la Secretaría de Educación con el apoyo del Fondo Global y de otras agencias de las Naciones Unidas. Fueron elaboradas y validadas por personal docente e iban a implementarse a través de un proyecto piloto en 70 municipios del país. Ya en 2013, el programa de educación sexual fue incluido en los planes de estudio de dos mil centros educativos, alrededor de 30 mil adolescentes – jóvenes recibieron. Asimismo, recibir educación sexual integral, poder interrumpir un embarazo de acuerdo a lo permitido por la ley, y en la adolescencia decidir sobre la sexualidad y reproducción, también forman parte del compromiso que asumió Honduras hace 20 años.
    Por lo anterior, hasta en la actualidad, la pesar de los esfuerzos, la educación en sexualidad continua siendo una deuda pendiente de las autoridades hondureñas para con la niñez, adolescencia y juventud.

    Hipótesis
    La ausencia de educación sexual, afecta al ser humano de manera general porque no hay una sexualidad responsable.
    La educación sexual en todas las instituciones educativas de nuestro país Honduras, debería ser usada de manera que mantengamos en participación a toda la población adolescente – juvenil, con charlas y foros que cada uno de ellos tenga la oportunidad de expresarse y que puedan mostrar sus posicionamientos respecto al tema, así con el planteamiento y la discusión de ellos y ellas, favoreciendo la reflexión y la valoración al tener una buena educación sexual. Una de las mayores preocupaciones de las cuales venimos adjuntando a lo largo de este proyecto que tienen los adultos que hemos obtenido por medio de las encuestas (ver anexos); respecto a la juventud se relaciona con la forma como se está viviendo la sexualidad y los efectos de esta sobre su salud sexual, ya que hay que recalcar que la juventud de hoy es la adultez del mañana. La familia, las diferentes instituciones de educación, el estado y la sociedad en general esperan que los jóvenes sean “responsables” con su sexualidad pero sin darles el apoyo necesario para que lo logren de manera significativa. Desde la perspectiva de la promoción del bienestar sexual será mucho más importante educar para aprender a amar, para aprender actitudes, valores y la habilidad de una maternidad responsable, sana y eficaz; para ser madres y padres de mayor calidad, para aprender a ser mejores hombres y mujeres, para aprender a ser mejores parejas, para ser felices y realizados a partir de la sexualidad, el afecto, el amor y el erotismo
    Se hace necesario preparar a las y los adolescentes – jóvenes para que sean forjadores de su destino sexual y amoroso, para que puedan ser constructores de un proyecto de vida sexual bueno y responsable.
    Se hace necesario enseñar sobre el uso adecuado de los métodos para regular la fecundidad y las formas concretas para tener sexo seguro y protegido para evitar el embarazo no deseado, las enfermedades de transmisión sexual en la población adolescente – juvenil.
    Reflexionamos que en nuestro país debe de haber una correcta, libre, saludable y instructiva educación sexual para nosotros, y el practicar la relación sexual sea autónoma y comprendida de manera segura y responsable.

    Objetivos Generales
     Desarrollar los valores necesarios para la consolidación de prácticas sexuales saludables, placenteras y autónomas.
     Reflexionar sobre la importancia de la vivencia de la sexualidad con responsabilidad, respeto y sinceridad, como una condición para la auto-realización personal.
     Brindar información y formación acerca de los factores de riesgo y control asociados a la iniciación sexual específicamente con relación al embarazo, ITS, VIH Y SIDA.

    Objetivos específicos
    o Crear espacios donde la vivencia de los valores sean los ejes centrales de la formación de los y las estudiantes.
    o Brindar información acerca de los métodos de planificación familiar y prevención de las Enfermedades de Transmisión Sexual.
    o Fomentar en los estudiantes hábitos saludables en el campo de la vida sexual y reproductiva.
    o Desarrollar estrategias que permitan la orientación de los procesos referentes a la educación de la sexualidad.

    Metodología
    Técnicas y fuentes de investigación
    Aunque se utilizaron técnicas de investigación propias de la metodología cuantitativa como las encuestas, el tiempo de instrumentos que se utilizó para este trabajo permitió que la información obtenida fuera de carácter más cualitativo que cuantitativo. Esto también permitió brindar una mirada más íntima a las opiniones, practicas, creencias, mitos y tabúes de las y los jóvenes sobre la sexualidad. De la misma forma hicimos uso de fuentes externas, las cuales aportaron a nuestro proyecto la formación de ideologías personales sobre la problemática que se vive respecto a la escaza formación sexual para nuestros adolescentes y jóvenes.
    Fuentes de Investigación: Para realizar este proyecto se utilizaron las siguientes fuentes de información:
     Encuestas a estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras de Tegucigalpa en el mes de Abril de 2015 ¹.
     Recolección de opiniones de la juventud en nuestros lugares de residencia, en diferentes puntos de la ciudad (para obtener una variedad de información respecto al tema tratado)
     Medios de comunicación como ser: Artículos de Periódicos², artículos publicados en Internet, investigaciones y datos brindados por Instituciones gubernamentales y ONG.
    En este estudio participaron 85 jóvenes: 50 respondieron la encuesta que aplicamos en la UNAH y 30 formaron parte de brindarnos su opinión personal en nuestros lugares de residencia en diferentes partes de la ciudad. Desagregados estos datos por sexo, en la encuesta aplicada en la UNAH, 22 de las personas participantes eran sexo femenino y 28 sexo masculino. En las opiniones personales consultadas en diferentes zonas de residencia en la ciudad, 18 del sexo femenino y 12 sexo masculino. En ambos casos, la participación fue voluntaria.
    El diseño de la investigación se realizó a partir de las siguientes áreas de interés:
    I. Conocimiento e información.
    a) Información adquirida sobre la sexualidad
    b) Valoración de la información que se les ha brindado en el hogar, colegio, medios de comunicación, etc.
    II. Experiencia
    a) Conocimiento de los métodos para prevenir embarazos no deseados, enfermedades de trasmisión sexual, VIH, etc.
    b) Evaluación de los entes que provocan una sexualidad dañina.
    Cada una de las encuestas se transcribió y se anexo con sus porcentajes respectivos³.

    ¹ Ver análisis de datos – Pág. 8, 8, 10, 11, 12
    ² EL HERALDO, LA PRENSA, LA TRIBUNA Y TIEMPO.
    Análisis de datos sobre la técnicas utilizadas; educación sexual- embarazos a temprana edad, enfermedades de transmisión sexual, etc.
    Las informaciones obtenidas de la encuesta aplicada a 50 estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras¹ dieron los siguientes resultados:

    1) ¿Crees que en Honduras los jóvenes de hoy en día, tenemos una buena educación sexual?
    En esta pregunta obtuvimos las siguientes respuestas:

    Mujeres Hombres
    Si 2 Si 4
    No 18 No 15
    Poco 2 Poco 9
    Mucho 0 Mucho 0

    2) ¿De quién recibes o recibiste información sobre los embarazos a temprana edad, ETS y Virus del VIH? En esta pregunta obtuvimos las siguientes respuestas:
    Mujeres Hombres
    Los Padres 10 Los Padres 8
    De amistades 1 De amistades 3
    Centros educativos 8 Centros educativos 10
    Medios de comunicación 0 Medios de comunicación 3
    Servicios de salud 1 Servicios de salud 1
    Otros 2 Otros 3
    ¿

    3) ¿Consideras que Honduras, es uno de los países en donde se da más las relaciones sexuales a temprana edad? En esta pregunta obtuvimos las siguientes respuestas:

    Mujeres Hombres
    Si 17 Si 22
    No 5 No 16

    4) ¿Por qué crees los jóvenes de Honduras toman la decisión de tener relaciones sexuales a temprana edad?
    Mujeres Hombres
    Moda 3 Moda 2
    Curiosidad 8 Curiosidad 4
    Gusto y placer 3 Gusto y placer 11
    Influencia 8 Influencia 9
    Otros 0 Otros 2

    5) ¿¿Crees que en Honduras no existen programas eficientes de educación sexual para los jóvenes, adolescentes, adultos, etc.?

    Mujeres Hombres
    Si 8 Si 15
    No 14 No 13

    6) ¿Conoces métodos de planificación y prevención de embarazos a temprana edad y las ITS?
    Mujeres Hombre
    Si 21 Si 19
    No 1 No 9

    7) ¿La Moda, la forma de vestir, la música, el baile, los movimientos exóticos y eróticos mezclados con el alcohol, las drogas y otras sustancias alucinógenas causan motivación a los jóvenes en el sexo?
    Femenino Masculino
    Si 21 Si 18

    No 1 No 10

    8) ¿Por qué crees que los embarazos en adolescentes y jóvenes se a presentando tanto en nuestro país?

    Mujeres
    Por irresponsabilidad de los jóvenes y adolescentes 9
    Por irresponsabilidad de los jóvenes y adolescentes 16
    Hombres
    Por falta de conocimiento de la Educ. sexual 11
    Por falta de conocimiento de la Educ. sexual 10

    9) ¿Cuál / es de estos métodos consideras efectivo para prevenir embarazos a temprana edad y enfermedades de transmisión sexual?

    Mujeres Hombres
    Preservativos 9 Preservativos 12
    Inyecciones 1 Inyecciones 3

    Pastillas 2 Pastillas 1
    Abstinencia 12 Abstinencia 15

    10) ¿Te interesaría tener acceso a más información de la que posees, sobre la educación sexual?

    Femenino Masculino
    Si 20 Si 24
    No 2 No 4

     En este análisis podemos ver la necesidad que tiene la juventud por enriquecer sus conocimientos con una buena base de Educación Sexual. Esta encuesta fue un fundamento muy importante para la realización de este proyecto de investigación ya que la información obtenida por las respuestas de esta pequeña población de estudiantes universitarios mostro la escasa formación que se tiene hoy en día en nuestra sociedad hondureña.
    Es por ello que, aunque las personas cuentan con información, aún no se ha logrado detener esta epidemia en nuestro país. Según esta investigación, el conocimiento que tienen es superficial y se limita a descripciones vagas sobre las enfermedades y los métodos para prevenirlas. Otro de los problemas que existe es el tipo de información que se brinda, pues se sigue insistiendo
    en la abstinencia y la fidelidad como las estrategias más efectivas para prevenir el contagio, desconociendo que la población joven es sexualmente activa.

    Conclusiones

    En sociedades como la nuestra, la sexualidad continúa siendo un tabú. Aunque poco a poco ha ido perdiendo su carácter de sagrado, de innombrable, la mayoría de las personas continuamos hablando en voz baja de estos temas. El sexo cotidiano, el de personas que trabajan en una oficina, en el mercado, en una tienda, es parte de las imágenes que no se nombran. Sólo está permitido hablar de ello en las telenovelas y en las películas, o en letras de canciones lascivas. Es por ello que continuamos susurrando en el oído de nuestras amistades más cercanas los problemas que tenemos cuando algo no funciona en nuestra vida sexual, cuando creemos que podemos tener alguna enfermedad de transmisión sexual, cuando tenemos dudas.

    Se pudo observar que la libertad es considerada como uno de los principios fundamentales de estos derechos: libertad de elección, de identidad sexual, de decisión, de obtener placer, etc. Pero también se observó que no llevan esta libertad a su vida privada, que hay una escisión profunda entre el manejo conceptual y prescriptivo de este discurso y su aplicación práctica, en especial en las mujeres.

    Ser mujer u hombre determina en qué medida el discurso de la sexualidad como derechos se adecúa a sus prácticas. Así, el discurso de la sexualidad se construye alrededor de la diferenciación clara, entre los hombres y las mujeres, de los roles, permisos, prohibiciones, sentimientos, afectos, maneras de ver el mundo, sensaciones, presente y futuro. Aunque afirman que los hombres y las mujeres son iguales en emociones, sentimientos o necesidades, tienen muy claro que el contenido de esta igualdad no es el mismo para los hombres y las mujeres. Saben que en nuestra sociedad los hombres tienen más libertad para disfrutar su sexualidad.
    Como se pudo ver, la información que tienen es superficial, no aborda lo relativo a las relaciones de género, no es acorde con sus ideas sobre la sexualidad y el amor. Sostienen que es un problema el que esté más centrada en la reproducción o en la prevención de las enfermedades que en otros de los aspectos centrales de su sexualidad. Sin embargo, se puede decir que el principal problema al que se enfrentan es que la sexualidad continúa siendo un tema tabú.

    Es necesario continuar abriendo espacios, es urgente implementar programas educativos que vayan más allá de la enseñanza sobre los órganos sexuales y el VIH/SIDA. Es necesario garantizar una educación que permita de construir los patrones culturales en los que se asientan las relaciones de poder entre los géneros, que permiten que hayan tantas desigualdades entre hombres y mujeres.

    Las y los adolescentes y jóvenes, necesitan una educación sexual que les permita estructurarse como nuevos sujetos de derechos, capaces de vivir una sexualidad plena, responsable, sana y sin prejuicios.

    Bibliografía

     DECRETO No.234-2005 DEL CONGRESO NACIONAL, la Constitución de la República en su Artículo 59 establece: “La persona humana es el fin supremo de la sociedad y del Estado. Todos tiene la obligación de respetarla y protegerla.- La dignidad del ser humano es inviolable”, y en su Artículo 60, señala “En Honduras no hay clases privilegiadas, todos los hondureños son iguales ante la ley.
     ARTICULO 1.- Reformar el TITULO II, del LIBRO SEGUNDO, PARTE ESPECIAL DEL CODIGO PENAL, emitido mediante Decreto No. 144-83 de fecha 23 de agosto de 1983, reformado mediante Decreto Nº: 191-96 del 31 de octubre de 1996; y 59-97 fechado el 8 de mayo de 1997, el que se leerá así :“DELITOS CONTRA LA LIBERTAD E INTEGRIDAD FISICA, PSICOLOGICA Y SEXUAL DE LAS PERSONAS”; asimismo adicionar un Capitulo Nuevo referente a los DELITOS DE EXPLOTACIÓN SEXUAL COMERCIAL.
     ARTICULO 2.- Reformar los Artículos 140,141,142,143,144,148,149,152 y 153, reformados mediante Decreto No.191-96 de fecha 31 de octubre de 1996; los Artículos 140,141 y 152, reformados nuevamente mediante Decreto No. 59-97 del 8 de mayo de 1997 y el Articulo 154, del Titulo II del Código Penal vigente, emitido mediante Decreto No. 144-83 de fecha 23 de agosto de1983; adicionando los Artículos 149-A, 149-B,149-C, 149-D, 149-E, 154-A y 154-B, los cuales se leerán así:

     ARTICULO 140.-
     ARTICULO 144.- Quien con fines de carácter sexual y mediante fuerza, intimidación o engaño, sustrae o retiene a una persona, será sancionado con reclusión de cuatro (4) a seis (6) años. Cuando la Víctima de este delito sea una persona menor de dieciocho (18) años de edad, se sancionará con la pena prevista en el párrafo anterior aumentada en un medio (1/2).
     ARTICULO 141.-
     ARTICULO elaborado en el año 2014 por Claudia Nieto Anderson, publicado en la página web de Presencia Universitaria; “en Honduras no existe educacional sexual real en ninguno de los niveles educativos, ni en la escuela, ni en el colegio, ni en la universidad. Es importante porque al no haber una educación sexual, el tema es, fue y será un tema tabú, relegado a sacerdotes y pastores, y no un tema de académicos y profesionales de las ciencias sociales, como debería ser”. (Tito Ochoa, director de Teatro Memorias).

    PAGINAS SOCIALES Y CULTURALES DE DONDE SE RECOPILO INFORMACION

     Sexualidad, ITS en mujeres, 2014, EL HERALDO http://www.elheraldo.hn/tag/727556-214/its-en-mujeres

     Mejia, Ismari, Adolescentes embarazadas en Honduras, 2012. http://embarazosadolescenteshn.blogspot.com/2012_08_01_archive.html?m=1

     Mendoza, Yessica, La problemática de la educación sexual en Honduras, 2012. http://www.elheraldo.hn/csp/mediapool/sites/ElHeraldo/Pais/story.csp?cid=573637&sid=299&fid=214

     2015, LA TRIBUNA http://www.latribuna.hn/2015/01/28/honduras-partos-en-adolescentes-crecio-en-25-por-ciento-durante-el-2014/

    http://www.elheraldo.hn/alfrente/792756-209/story.html

    http://www.elheraldo.hn/inicio/788043-331/bombas-de-tiempo-de-infecciones-sexuales-algunas-cl%C3%ADnicas-de-masaje

    http://www.elheraldo.hn/alfrente/792756-209/story.html

    Comentario por Jennifer Sarahi Murillo Garcia — 07/05/2015 @ 01:15 | Responder

  2. licenciada perdon por la demora pero aquí esta el informe del grupo numero 6 TEMA:golpe de estado a Honduras y a la mujer Hondureña.
    HAROLD ISAAC ORTIZ MONTEJO – 20141005697
    Espero reciba mi presente se lo agradeceré mucho que tenga un excelente día.

    UNIVERSIDAD NACIONAL AUTONOMA
    DE HONDURAS

    Asignatura
    Estudios De La Mujer

    Catedrática
    Anarella Vélez Osejo

    Tema
    Golpe de estado de la Mujer en Honduras

    Integrantes
    Harold Isaac Ortiz – 20141005697
    Karen acosta – 20141001497
    Mónica García – 20141001427
    Thania Morazán – 20141005381
    Orlando Moncada – 20141012552
    Marcela Medina – 20121002062

    Sección
    1700
    Fecha de entrega
    29 de Abril del 2015

    INDICE

     Portada ……………………………………………………….. 1
     Índice………………………………………………………….. 2
     Introducción …………………………………………………… 3
     Golpe de estado ……………………………………………… 4
     Relatos de mujeres maltratadas ……………………………. 9
     Golpes y lesiones …………………………………………….. 10
     Conclusiones…………………………………………………… 11
     Anexos …………………………………………………………. 12

    INTRODUCCIÒN

    En el presente Informe recolectamos información desde nuestra mirada sobre un acontecimiento que afecta a toda la población, nos obliga a asumir el feminismo y los derechos humanos como la base de sustentación para nuestros argumentos sobre el impacto que el golpe de Estado del 28 de junio de 2009 ha significado en la vida de las mujeres hondureñas. Debemos aclarar que desde el momento en que hacemos uso de estos argumentos, estamos manifestando nuestro convencimiento de que el golpe nos afecta en la medida que nos asumimos ciudadanas plenas, con iguales derechos y obligaciones que el resto de la ciudadanía.

    Objetivo general

    Conocer la participación que tuvo la mujer en el golpe de estado del 2009 en Honduras y cuáles fueron las causas de su movimiento y las diferentes luchas que han enfrentado en el proceso y como ha llegado a repercutir eso en la mujer Hondureña hasta el día de hoy.

    Objetivos Específicos

     Identificar cuales fueron los motivos para formar el frente durante el golpe de estado.
     Conocer las diferentes agresiones de las cuales fueron victimas.
     Conocer la participación que tiene la mujer en Honduras en los diferentes ámbitos de trabajo y como ayudo la creación de un frente a favor de la lucha de la mujer hondureña.

    PARTICIPACION DE LAS MUJERES EN EL GOLPE DE ESTADO DEL 2009 EN HONDURAS
    Honduras está situada en Centroamérica y tiene un poco más de 8 millones de habitantes. En junio de 2009, las clases dominantes del país representadas por la cúpula militar, políticos conservadores de los partidos liberal y nacionalista, los dueños de los principales medios de comunicación, terratenientes y empresarios de la clase alta y oligárquica, aprovechando la coyuntura política del país, forzaron la salida del presidente Manuel Zelaya a través de un Golpe de Estado. El 27 de enero de 2010 el presidente electo Porfirio Lobo Sosa tomó posesión del cargo, pero esto no terminó con la crisis en el país y la violencia y la represión han continuado.
    Jessica Sánchez, activista de Feministas en Resistencia (FER), Nos cuenta sobre cómo está resistiendo el movimiento de mujeres y cuál es la situación actual de sus derechos.

    ¿Qué es el movimiento de resistencia popular?
    Jessica Sánchez (J.S.): Es el movimiento social que se gesta frente al Golpe de Estado, conformado por organizaciones de mujeres, sindicales, obreras, campesinas, indígenas, gremiales, movimiento LGBTI entre otras.
    Surge representando los múltiples reclamos de un pueblo que soportó por décadas golpes militares, violencia, pobreza y exclusión por parte de las clases dominantes del país. Cuando estas deciden dar el Golpe de Estado no se imaginaron la respuesta de todo un pueblo que se lanza a la calle y decide “resistir” día tras día en protestas pacíficas en diferentes ciudades del país.

    ¿Creció la represión como respuesta a la continua resistencia? ¿Qué grupos han sido blanco de la represión?
    J.S.: Sí. Ante la desobediencia civil al llamado de las autoridades de facto, autorizaron vía decreto el uso de la fuerza que es ejercida por policías y militares. El uso de la fuerza fue creciendo a medida que más gente se fue sumando a las acciones de resistencia. Entre las medidas utilizadas e incrementadas durante ese período se dieron la detención, diversas formas de tortura (golpes, fracturas, violaciones sexuales), amenazas y persecución de líderes de los movimientos sociales con especial énfasis en líderes jóvenes y mujeres.
    Los docentes protestaban por la derogación y falta de cumplimiento del Estatuto del Docente; cuando activistas de este movimiento gremial salieron a las calles a protestar fueron fuertemente reprimidos con bombas de gas tóxico, detenciones y agresiones. El Gobierno ordenó la suspensión de más de 300 maestras/os como medida represiva contra este sector, quienes todavía se encuentran en lucha por ser reincorporados a sus puestos de trabajo.
    Otro sector que sigue muy afectado es el movimiento campesino del Aguán, en la zona norte del país. Se han reportado 30 asesinatos en 15 meses debido a la lucha por la defensa de sus tierras confiscadas por los terratenientes locales. Una situación similar la enfrenta la población de la isla de Zacate Grande, quienes han recibido amenazas de desalojos y violencia, además de amenazas de muerte en su lucha por la defensa de su territorio. Por otra parte los comunicadores han sufrido un duro revés ya que se calcula que por lo menos doce periodistas han sido asesinados durante el mandato de Porfirio Lobo. Las organizaciones indígenas y afro-descendientes también han formado parte del escenario de represión violenta y militarización.
    Hasta la fecha el Estado no ha reconocido la violación a los derechos humanos ocurridos a partir del Golpe de Estado del 28 de junio del 2009, por lo que la reincorporación reciente de Honduras a la OEA es fuertemente cuestionada por los movimientos sociales en el país, entre ellos el movimiento feminista quienes protestaron ante la reunión que se celebró en El Salvador.

    La violencia contra las mujeres recrudeció con la represión ¿verdad?
    Existen más de 400 agresiones contra mujeres documentadas por el Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH) y la coalición FER entre los años 2009 y 2010. Estas agresiones citadas en un informe presentado ante la CIDH en el 2009 consisten (2) en torturas, golpes, abusos sexuales, detenciones, amenazas de violación sexual, y persecución a líderes y mujeres integrantes del MRP. La represión contra las mujeres en algunos casos fue llevada a cabo por miembros de la policía nacional y el ejército. La represión en los barrios por medio de “redadas policiales” tuvo como consecuencia el desalojo y abandono de las viviendas por parte de las mujeres que tenían que correr con sus hijos/as para defender sus vidas.
    Cabe destacar que la Fiscalía de la Mujer, organismo creado para la defensa de los derechos de las mujeres y dependiente del Ministerio Público, no consignó ninguna de estas violaciones a los derechos humanos de las mujeres en este período.
    ¿Cómo han sido afectados los derechos de las mujeres desde el comienzo del Golpe de Estado?
    Las instituciones creadas para el desarrollo y la administración de justicia para las mujeres se han debilitado. Esto es alarmante ya que al haber un clima de impunidad los femicidios aumentaron en más de un 60% del año 2008 (252 femicidios) a 407 en el año 2009 de acuerdo a cifras oficiales del Ministerio Público. La tendencia en el año 2010 se mantuvo en más de 350 casos y para inicios de marzo de 2011 se contabilizaban 55 asesinatos considerados como femicidios.
    En materia de políticas públicas se tuvo un retroceso importante con la prohibición de la comercialización y uso de las Píldoras de Anticoncepción de Emergencia (PAE) y el estancamiento de la Política de Salud Sexual y Reproductiva. Por otro lado se detiene el proceso de consulta y aprobación del II Plan de Igualdad y Equidad de Género construido luego de un gran proceso de consulta con las mujeres a nivel nacional. Actualmente el II PIEGH fue aprobado por el Gobierno de Porfirio Lobo sin contar con la revisión y aprobación del movimiento feminista y de mujeres con el que fue elaborado.

    ¿Por qué y de qué manera las feministas y otros movimientos sociales siguen haciendo frente al gobierno de facto?
    Las Feministas estamos resistiendo porque creemos y necesitamos luchar por una democracia real con equidad, con el reconocimiento de nuestros derechos como humanas y constructoras de ciudadanía. Estamos construyendo un movimiento social anti-patriarcal fuera de la lógica neoliberal y militar. Un movimiento de diálogo y cambio donde las mujeres estemos presentes. Además de las FeR hay feministas en los diversos movimientos sociales campesinos, gremiales, indígenas y desde allí queremos reconstruir, refundar una nueva Honduras. Por lo menos esos son nuestros sueños, nuestras aspiraciones.
    Resistimos desde el arte. “Contra el Golpe, contra todos los golpes, poesía” fue una actividad con la participación de Francesca Gargallo y Karina Ochoa quienes vinieron cargadas de libros a leer a grupos de mujeres de las maquilas y mujeres campesinas en los meses más cuentos de la represión en el año 2009. En el Salvador se organizó la misma actividad con poetas hondureñas y salvadoreñas como parte de las actividades de resistencia ante la incorporación de Honduras a la OEA.

    Estamos resistiendo con actividades de denuncia sobre la ineficiencia del Estado por resolver las flagrantes violaciones a los derechos humanos y los derechos de las mujeres. No creemos como dijo de forma reciente el gobierno de Porfirio Lobo “hay que perdonarnos y arrancar de cero” porque no pueden ubicarse en el mismo nivel la víctima y el victimario, el torturador y su torturada. Exigimos como requisito mínimo el reconocimiento de la violación a los derechos por parte de los cuerpos policiales, militares y los ejecutores responsables del Golpe de Estado.

    ¿Cuáles son algunas de las consecuencias de esta resistencia?

    Una sería en la vida personal y política de cada una de las mujeres que formamos parte de este movimiento de resistencia. Por un lado está la amenaza de posible violencia que varias de nosotras hemos experimentado de manera personal y colectiva, con nuestras familias, con nuestras amigas, con nuestras hijas/os. Por otro lado, está la persecución política que otras compañeras han vivido y que se mantiene hasta la fecha. Por ejemplo una organización de derechos de las mujeres todavía es mantenida bajo vigilancia policial y el exilio de compañeras/os que tuvieron que salir del país por amenazas contra su integridad física y su vida.
    Hubo un momento en que vivíamos en la pura emergencia, denunciando, pasando información a los medios, atendiendo situaciones de apoyo con tal intensidad que nos dejaba exhaustas. El impacto sobre la salud física y emocional de muchas compañeras/os es una realidad que nos sobrepasa. Necesitamos de espacios de sanación pero no pueden darse mientras sigamos atendiendo situaciones de emergencia en el tema de los derechos humanos.
    Por otra parte, para las organizaciones del movimiento feminista y de mujeres, el tema de la financiación internacional está debilitada tras el proceso del Golpe de Estado. ¿Cómo conciliar las nuestras agendas, que incluyen ahora el tema de militarización y construcción de la democracia, con las agendas de la cooperación internacional?, ¿Cómo articular nuestro trabajo Estado-sociedad civil sin un reconocimiento de las violaciones ocurridas después del Golpe? Estamos trabajando en torno a estas preguntas, recreando nuestro movimiento desde una propuesta de resistencia que incluya las demandas feministas y que ya tiene su lema: “¡Si la mujer no está, la Constituyente no va!”

    La resistencia ha desembocado en propuestas afirmativas desde nuestro propio movimiento, como la articulación de diversas organizaciones feministas y feministas independientes en la coalición de FER o en el Foro de Mujeres por la Vida en la zona norte del país. Hay movimientos de feministas jóvenes que han surgido producto de esta resistencia.
    Ha sido un proceso duro pero eso nos ha permitido sentir esa solidaridad-sororidad internacional-regional de las compañeras que comparten nuestra lucha desde los diferentes puntos cardinales del planeta. Hemos sentido que no estamos soñando solas, que somos entonces parte de una lucha global, de un gran sueño colectivo que nos permite crecer y continuar.

    ALGUNOS DATOS DE REPRESIONES DE DERECHOS Y MUERTES DE MUJERES DURANTE EL GOLPE DE ESTADO DEL 2009

    WENDY ELIZABETH AVILA (24). Murió de bronco espasmos en el Hospital Escuela de Tegucigalpa, el 26 de septiembre, después de haber inhalado los químicos de las bombas Lacrimógenas que fueron lanzadas en las inmediaciones de la Embajada de Brasil en las Primeras horas del 22 de septiembre, para desalojar a los manifestantes que apoyaban el regreso del Presidente Zelaya, el 21 de septiembre. Personal médico que la atendió no ordenó se le practicará la autopsia respectiva que determinará el origen de su muerte. Wendy era miembro de la resistencia desde el 28 de junio, día del Golpe de Estado, junto a su esposo integraba la Motorizada de la Resistencia.

    OLGA OSIRIS UCLES. Miembra militante de la resistencia Contra el golpe de Estado, murió tres días después de haber inhalado gases lacrimógenos durante la represión perpetrada en los alrededores de Radio Globo el pasado 30 de septiembre por militares y policías. Olga Osiris Uclés de 35 años de edad, falleció a las 6:15 pm del 03 de octubre por una congestión pulmonar, desde el 30 de septiembre presentó crisis respiratoria que no logró superar. Igual que en el caso de Wendy Ávila no se realizó la Autopsia de ley para determinar en forma forense la causa de la muerte.

    LESIONES Y GOLPES

    CARMEN A. ALEMÁN. El 16 de julio, fue atropellada junto a Carlos Alemán por elementos del ejército nacional a bordo del comando militar Placa RHSE-3010001, cuando en motocicleta participaban en una manifestación a dos cuadras del Instituto 18 de Noviembre, en la calle principal de la ciudad de Catacamas, en el departamento de Olancho. Elementos del ejército llegaron a bordo de tres comandos militares para intimidar a los manifestantes. Por las lesiones recibidas fueron trasladados a una clínica privada de la ciudad.

    Hipótesis
    • Cuándo surge el frente de mujeres en resistencia
    • Cuáles fueron las causas de formar un frente de mujeres
    • Cuáles fueron las luchas que lograron las mujeres en resistencia
    • Qué es el movimiento de Resistencia Popular
    • Creció la represión como respuesta a la continua resistencia
    • Qué grupos han sido blanco de la represión
    • La violencia contra las mujeres recrudeció a la Represión
    • Cómo han sido afectados los derechos de las mujeres desde el comienzo del Golpe de Estado

    CONCLUSIONES

     No se debe excluir a la mujer de las distintas manifestaciones que hubieron en diferentes sitios del país.

     A la mujer se le violo el derecho de la libre expresión por parte del gobierno defacto y la cúpula militar.

     Muchas de las agresiones y derechos violados siguen impunes desde el 28 de junio 2009 hasta la fecha.

    Comentario por harold isaac ortiz montejo — 05/05/2015 @ 22:48 | Responder

  3. ASIGNATURA :ESTUDIOS DE LA MUJER
    Dra. Anarella Vélez Osejo
    Sección 1700
    Grupo N° 3

    Tema : Parecidos y Diferentes: Macho y Hembra a partir del sexo en la Historia Universal-

    INTEGRANTES:
    *Alicia G. Martínez Romero : 20121016807 (29)
    *Iris W. Rivera Guevara: 20121005941
    *Jennifer S. Murillo García: 20121017642 (30)
    *Leeybi R. Chávez Estrada: 20121012768

    INTRODUCCIÓN:

    En el siguiente trabajo abordamos el tema de hombre y mujer primitivo desde su aparición y su evolución finalizando sobre su organización social y el papel de sus miembros según su género hombre / mujer.
    Así mismo abordamos el tema de esclavista, ¿como surgió? y el papel que jugó la mujer en este tiempo.
    Finalmente comparamos y analizamos el papel de la mujer en cada una de las etapas para, observar cómo se diferencia el rol de la mujer en cada una de éstas.

    OBJETIVOS:

    • Identificar las diferencias entre hombre y mujer en la edad primitiva.
    • Conocer de los roles de la mujer y el hombre en la esclavitud.
    • Detallar cada uno de las etapas en la edad primitiva y la esclavitud.

    Parecidos y diferentes: Macho y hembra a partir del sexo en la Historia Universal: Comunidad Primitiva, Esclavismo Y Feudalismo

    LA MUJER EN LA EDAD MEDIA
    El paso de la Antigüedad Media y el transcurso de ésta no significó una mejora para la condición femenina. El Medievo representan un retroceso para la mujer para lo que concierne a su consideración, su poder o su participación en la esfera pública.
    Se considera Edad Media el período de tiempo que se extiende desde la caída de la capital del Imperio Romano de Occidente, hasta la caída de la capital del Imperio Romano de Oriente. Para facilitar su estudio se divide en Alta, Plena y Baja Edad Media. En esos mil años se produjo una evolución considerable se podría definir todo el período como la época de desarrollo de la economía u de la sociedad feudales.
    Durante toda la Edad Media el hombre vivió fundamentalmente del trabajo de la tierra, con una célula de organización básica: el latifundio o feudo.
    La artesanía y comercio fueron poco importantes durante la Alta Edad Media. La evolución posterior se puede definir por un incremento de la artesanía y del comercio en el peso económico general. Se produjeron cambios tecnológicos que permitieron mejorar el nivel de vida general, provocaron el aumento demográfico por el incremento de la productividad agrícola y fomentaron la artesanía al servicio de la agricultura.

    LA VISIÓN DE LA MUJER EN LA EDAD MEDIA
    El Medievo hereda las ideas de la Antigüedad y las aumenta, y así, el antifeminismo aristotélico se vio reforzado por el de los primeros Padres de la iglesia o el de los clérigos medievales

    DIFERENCIAS ENTRE HOMBRES Y MUJERES: “Tan iguales y tan diferentes”.
    IGUALES Y DIFERENTES
    La pregunta de si los hombres y las mujeres son “iguales” pertenece al ámbito político o moral, en cambio, la de si son idénticos pertenece al ámbito científico. En este cuadro veremos las principales diferencias generales entre ambos, que se han comprobado científicamente. Cuando digo en general, es porque se presenta en la mayoría de circunstancias y a lo largo de la historia. Por ejemplo, si decimos que los hombres suelen ser más altos que las mujeres, podemos encontrar que la persona más alta de la clase sea una mujer, pero comparando todos los hombres con todas las mujeres, los primeros son más altas son aquellos que llamamos el sexto sentido de las mujeres. Ella era la defensora del hogar.

    DIFERENCIAS
    GENÉTICAS APRENDIZAJE:
    .De los 46 cromosomas humanos, en la mujer un par .Las niñas dominan mejor el aprendizaje
    de ellos son XX y en el hombre XY verbal, aunque los niños tienen mayores
    .En el cromosoma Y hay un gen llamado TDF (factor habilidades espaciales y más facilidad
    determinante de los testículos) que convierte el tejido perceptiva con líneas, ángulos y perspectivas
    indiferenciado en testículos que segregan grandes .Los niños son más exploradoress e inquietos.
    cantidades de hormonas masculinas . Las niñas se interesan más por los rostros
    .El hombre es genéticamente más débil que la mujer. humanos y los niños por los objeto

    Mujer y Feudalismo:

    En el continente europeo la época denominada Edad Media está influida por 4 hechos relacionados entre sí, que marcará la situación histórica imperante: -la desintegración del Imperio Romano de Occidente (476) -las invasiones germánicas -la consolidación del cristianismo -la expansión del Islám La caída de Roma supuso el fin del sistema económico esclavista y el comienzo de uno nuevo: el feudal Llamamos sociedad feudal a una sociedad eminentemente rural, en la que la tierra era el centro de todas las relaciones sociales y económicas

    La historia es una, los sexos son dos
    La historia es una, los sexos que la viven, la piensan y la cuentan oralmente, por escrito o mediante imágenes son dos. 1
    Los sexos que son dos, mujer u hombre, no son sexos opuestos: no lo han sido del todo nunca, y no lo son, mas que residualmente, en nuestro tiempo, una vez terminado el patriarcado
    La fidelidad jerárquica y la fidelidad a los signos de Amor
    Propongo, en consecuencia, un camino o método más sensible a la experiencia vivida y viva para alcanzar a comprender una civilización: un método con más capacidad de comprensión de la realidad humana que los que nos ha legado el racionalismo moderno, un método en el que quepa la sexuación humana con su riqueza significante, que es grande

    La decisión de las siervas
    He dicho antes que cuando un mundo toma características nuevas, ello quiere decir que ha cambiado la política sexual, que ha cambiado el modo de producción y que ha cambiado el orden simbólico.

    CONCLUSIONES:

    • Conceptual mente, las diferencias entre los sexos no implican desigualdad legal.

    • El pensamiento feminista es desconocido por la gran mayoría de los y las juristas latinoamericanos.

    • La impotencia de los hombres en relación a la reproducción humana es la que está en la base de la legislación y doctrina familiar.

    Comentario por Jennifer Sarahi Murillo Garcia — 04/05/2015 @ 22:10 | Responder

  4. UNIVERSIDAD NACIONAL AUTONOMA DE HONDURAS

    FACULTAD DE CIECNCIAS SOCIALES

    ASIGNATURA :ESTUDIOS DE LA MUJER
    DRA: ANARELLA VELEZ

    GRUPO : #3
    INTEGRANTES : ALICIA GABRIELA MARTINEZ ROMERO : 20121016807 (29)
    Ana carbajal
    Iris walesca
    Jennifer sahari Murillo Garcia : 20121017642 (30)
    Leeybi Rut Chavez

    INTRODUCCION:

    En el siguiente trabajo abordamos el tema de hombre y mujer primitivo desde su aparición y su evolución finalizando sobre su organización social y el papel de sus miembros según su género hombre / mujer.
    Así mismo abordamos el tema de esclavismo, ¿como surgió? y el papel que jugó la mujer en este tiempo.
    Finalmente comparamos y analizamos el papel de la mujer en cada una de las etapas para, observar cómo se diferencia el rol de la mujer en cada una de éstas.

    OBJETIVOS:

    • Identificar las diferencias entre hombre y mujer en la edad primitiva.
    • Conocer de los roles de la mujer y el hombre en la esclavitud.
    • Detallar cada uno de las etapas en la edad primitiva y la esclavitud.

    Parecidos y diferentes: Macho y hembra a partir del sexo en la Historia Universal: Comunidad Primitiva, Esclavismo Y Feudalismo

    5. LA MUJER EN LA EDAD MEDIA
    El paso de la Antigüedad Media y el transcurso de ésta no significó una mejora para la condición femenina. El Medievo representan un retroceso para la mujer para lo que concierne a su consideración, su poder o su participación en la esfera pública.
    Se considera Edad Media el período de tiempo que se extiende desde la caída de la capital del Imperio Romano de Occidente, hasta la caída de la capital del Imperio Romano de Oriente. Para facilitar su estudio se divide en Alta, Plena y Baja Edad Media. En esos mil años se produjo una evolución considerable se podría definir todo el período como la época de desarrollo de la economía u de la sociedad feudales.
    Durante toda la Edad Media el hombre vivió fundamentalmente del trabajo de la tierra, con una célula de organización básica: el latifundio o feudo.
    La artesanía y comercio fueron poco importantes durante la Alta Edad Media. La evolución posterior se puede definir por un incremento de la artesanía y del comercio en el peso económico general. Se produjeron cambios tecnológicos que permitieron mejorar el nivel de vida general, provocaron el aumento demográfico por el incremento de la productividad agrícola y fomentaron la artesanía al servicio de la agricultura.

    5.1. LA VISIÓN DE LA MUJER EN LA EDAD MEDIA
    El Medievo hereda las ideas de la Antigüedad y las aumenta, y así, el antifeminismo aristotélico se vio reforzado por el de los primeros Padres de la iglesia o el de los clérigos medievales

    DIFERENCIAS ENTRE HOMBRES Y MUJERES: “Tan iguales y tan diferentes”.
    IGUALES Y DIFERENTES
    La pregunta de si los hombres y las mujeres son “iguales” pertenece al ámbito político o moral, en cambio, la de si son idénticos pertenece al ámbito científico. En este cuadro veremos las principales diferencias generales entre ambos, que se han comprobado científicamente. Cuando digo en general, es porque se presenta en la mayoría de circunstancias y a lo largo de la historia. Por ejemplo, si decimos que los hombres suelen ser más altos que las mujeres, podemos encontrar que la persona más alta de la clase sea una mujer, pero comparando todos los hombres con todas las mujeres, los primeros son más alt
    que llamamos el sexto sentido de las mujeres. Ella era la defensora del hogar.

    DIFERENCIAS
    GENÉTICAS APRENDIZAJE:
    .De los 46 cromosomas humanos, en la mujer un par .Las niñas dominan mejor el aprendizaje
    de ellos son XX y en el hombre XY verbal, aunque los niños tienen mayores
    .En el cromosoma Y hay un gen llamado TDF (factor habilidades espaciales y más facilidad
    determinante de los testículos) que convierte el tejido perceptiva con líneas, ángulos y perspectivas
    indiferenciado en testículos que segregan grandes .Los niños son más exploradoress e inquietos.
    cantidades de hormonas masculinas . Las niñas se interesan más por los rostros
    .El hombre es genéticamente más débil que la mujer. humanos y los niños por los objeto

    Mujer y Feudalismo:

    En el continente europeo la época denominada Edad Media está influida por 4 hechos relacionados entre sí, que marcará la situación histórica imperante: -la desintegración del Imperio Romano de Occidente (476) -las invasiones germánicas -la consolidación del cristianismo -la expansión del Islám La caída de Roma supuso el fin del sistema económico esclavista y el comienzo de uno nuevo: el feudal Llamamos sociedad feudal a una sociedad eminentemente rural, en la que la tierra era el centro de todas las relaciones sociales y económicas

    La historia es una, los sexos son dos
    La historia es una, los sexos que la viven, la piensan y la cuentan oralmente, por escrito o mediante imágenes son dos. 1
    Los sexos que son dos, mujer u hombre, no son sexos opuestos: no lo han sido del todo nunca, y no lo son, mas que residualmente, en nuestro tiempo, una vez terminado el patriarcado
    La fidelidad jerárquica y la fidelidad a los signos de Amor
    Propongo, en consecuencia, un camino o método más sensible a la experiencia vivida y viva para alcanzar a comprender una civilización: un método con más capacidad de comprensión de la realidad humana que los que nos ha legado el racionalismo moderno, un método en el que quepa la sexuación humana con su riqueza significante, que es grande

    La decisión de las siervas
    He dicho antes que cuando un mundo toma características nuevas, ello quiere decir que ha cambiado la política sexual, que ha cambiado el modo de producción y que ha cambiado el orden simbólico.

    CONCLUCIONES:

    • Conceptualmente, las diferencias entre los sexos no implican desigualdad legal.

    • El pensamiento feminista es desconocido por la gran mayoría de los y las juristas latinoamericanos.

    • La impotencia de los hombres en relación a la reproducción humana es la que está en la base de la legislación y doctrina familiar.

    Comentario por alicia martinez — 25/04/2015 @ 02:57 | Responder

  5. exposición grupo #3

    Comentario por alicia martinez — 25/04/2015 @ 02:49 | Responder

  6. 1. N° de Lista de integrantes: Del 11 al 20
    2. N° de Grupo: 2
    3. Tema de Exposición: “Historia del movimiento feminista en Honduras y sus luchas contra el femicidio, problema que afecta enormemente a nuestra sociedad”

    Tegucigalpa, Abril 2015
    1. Caracterización del Problema:

    Las mujeres hondureñas han sido protagonista y constructoras de la historia, aunque la mayoría de las veces su aporte ha sido ignorado. Visitación Padilla es considerada la pionera del feminismo en Honduras, ella apoyaba la lucha en defensa de la soberanía nacional, cuando los Estados Unidos enviaron a sus marinos para controlar los conflictos civiles que se suscitaban en los campos bananeros.

    Es de esta manera como Visitación Padilla sirve de inspiración a otras mujeres para que se proclamaran y alzaran la voz en defensa de sus derechos. El Comité de Mujeres por la Paz, nombró su movimiento como “Visitación Padilla” para retomar su lucha antiemperialista y promover acciones a favor de la organización social de la mujer.

    “La muerte violenta de las mujeres se ha convertido en parte del diario vivir en Honduras, el Centro de Derechos de la mujer (CDM) hasta el 15 de Marzo del presente año contabilizó 76 casos de personas del sexo femenino, esta cifra incluye a mujeres adultas y niñas” (Honduprensa 2015: 10)

    “Por su parte, el Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) hasta esa misma fecha registró 37 muertes violentas de mujeres adultas” (Honduprensa 2015: 10). Las edades de las victimas oscilan entre los 14 y 44 años de edad, y forman parte de la población económicamente activa de nuestro país.

    Además se conoce que más del 80% de los femicidios son cometidos con arma de fuego, esto indica que el Estado debe actuar en el tema del control de las mismas

    2. Fundamentación:

    El femicidio es un grave problema que afecta grandemente a la sociedad hondureña, el cual debe ser muy bien estudiado por parte de los entes que apoyan a las mujeres en nuestro país.
    “Tiene sentido pensar que en un país tan violento donde las bandas del crimen están presentes, donde matan a 20 personas cada día, que maten a mujeres es normal, pero la verdad es que nosotras participamos de manera diferente en estos hechos. En general no somos nosotras las victimarias, casi siempre somos las víctimas y cuando nos vinculamos, porque suele decirse que estamos vinculadas con el crimen organizado, generalmente lo hacemos de manera afectiva con alguien vinculado a estos actos y en los ajustes de cuentas, somos el eslabón más débil de esa cadena.” (Memoria Foro Femicidios 2014: 44)

    Consideramos que este tema debe ser tomado muy en cuenta por parte de las autoridades de nuestro país, es tiempo de que las mujeres dejemos de pagar los costos de la situación político-social en Honduras. Es importante y necesario el estudio de éste y de otros problemas que afectan a las mujeres en sociedades como la nuestra, problemas que nos impiden realizarnos en ámbitos como el laboral y además nos impiden participar en actividades correspondientes a la política, al arte y al deporte, para hacer mención de algunas.
    Este trabajo de investigación nos ha permitido ir más allá en conocimiento y conciencia con respecto a la situación que vivimos en esta sociedad; de esta forma nos damos cuenta que éste no sólo es un problema femenino como dirán algunos, y que pertenezca a la asignatura de Estudios de la Mujer, sino que es un problema social, problema que debe estudiarse en las diferentes asignaturas que componen las Ciencias Sociales.

    3. Marco Conceptual:

    Muchas veces, quizá nos hayamos preguntado de dónde nació el término femicidio para identificar éste problema social.
    “El término femicide o femicidio fue construido por la investigadora Diana Russelen 1976, ante el primer Tribunal Internacional de Crímenes Contra Mujeres; desde esa fecha y hasta ahora ese concepto y su alcance ha cambiado. Ella misma lo definió inicialmente como el asesinato de mujeres realizado por hombres motivado por odio, desprecio, placer o sentido de propiedad. Luego junto a Hill Radford lo describió como el asesinato misógino de mujeres realizado por hombres.” (Memoria Foro Femicidios 2014: 44)
    “A pesar de que este concepto (femicidio) no se gestó en América latina, es en esta región en donde, en las últimas décadas, se ha producido un amplio debate al respecto por la vulnerabilidad en que se encuentran las mujeres y especialmente por la ineficacia de los mecanismos para disminuir las muertes de mujeres.” (Memoria Foro Femicidios 2014: 44)
    Desde 1999 las feministas han estado luchando para salvar la vida de muchas mujeres, “desde el Congreso Nacional se presentó una moción para nombrar una comisión de seguimiento a las muertes violentas de mujeres, pasaron esta responsabilidad a la comisión de las mujeres de ese poder y no se hizo nada al respecto.” (Memoria Foro Femicidios 2014: 44)
    El movimiento feminista empezó contabilizando la muerte de 100 mujeres (1999), en la actualidad se contabilizan 636, son cifras exorbitantes, cifras que demuestran que nuestra Honduras es una nación dominada por el sistema Patriarcal-Capitalista.

    4. Hipótesis del Problema:

     El machismo es la principal causa de los casos de femicidio en Honduras.

     El aumento de los femicidios se acredita a la situación económica y social que actualmente vivimos en nuestra sociedad.

     La concientización de la sociedad es responsabilidad y labor no sólo de las feministas, sino también de las organizaciones del Estado, que dicen defender los derechos de todos los ciudadanos y ciudadanas.

    5. Objetivos:

     Conocer cómo surgieron los grupos de Protección a las mujeres en nuestro país.

     Conocer brevemente cómo nace el movimiento de mujeres “Visitación Padilla” y en qué luchas se han destacado.

     Conceptualizar el término “Femicidio”.

     Investigar las principales causas de los femicidios en Honduras.

     Conocer acerca de las leyes que Protegen a las Mujeres en Honduras.

    6. Metodología:

    La elaboración de ésta investigación estuvo bajo la responsabilidad de personal estudiantil de la UNAH. Un primer paso fue la definición del tema de investigación, las fuentes que se iban a consultar y la revisión bibliográfica de las mismas. Investigamos sobre las diferentes manifestaciones de violencia en contra de las mujeres, exclusivamente; llamándonos la atención el caso de los Femicidios en Honduras.
    Se consultó un documental muy interesante, realizado por parte del Centro de Derechos de la Mujer (CDM) sobre éste tema: “Memoria del Foro Femicidios, un análisis desde el Movimiento Feminista de Honduras”; consideramos que éste es un documental muy completo que habla por sí sólo sobre la situación violenta a la que deben enfrentarse las mujeres en una sociedad donde la cultura y la educación son tan obsoletas.
    Este documental nos permitió ver cómo los casos de femicidios han ido incrementando increíblemente con el paso de los años. Muchos de los estudios y algunas declaraciones por parte de feministas consultados, presentan estadísticas de violencia, las cuales al ser comparadas nos dan una pauta del alto índice de impunidad que impera en nuestro país.
    No tuvimos dificultad en obtener información, ya que los entes de apoyo hacia las mujeres están haciendo un buen trabajo en pos de la investigación de estos casos de violencia, aunque son las autoridad gubernamentales las que se hacen los sordos y ciegos en relación con este problema. Los casos de femicidio en el escenario nacional tienen un alto grado de incidencia, combinados éstos con casos de abuso sexual y violencia doméstica.

    7. Plan de Trabajo:

     Asistencia a la reunión para la elección del tema de investigación: Todos los integrantes del grupo. Lugar de reunión: UNAH.

     Recopilación de información: Ana Jansy Sabillón, Norma Umaña, Laura Nazareth Padilla, Wendy Matamoros.

     Redacción de los primeros 4 puntos del proyecto de investigación: Laura E. Gallegos, Dulce María Lazo.

     Redacción de Objetivos: Norma Umaña.

     Redacción de Metodología: Ana Jansy Sabillón.

     Asistencia a reunión para la redacción del Plan de trabajo, Bibliografía y Unión y Revisión de los puntos del Informe: Ana Jansy Sabillón, Norma Umaña, Laura E. Gallegos, Isaac Hernández, Dulce María Lazo, Laura Nazareth Padilla. Lugar de reunión: Casa de Laura Gallegos.

     Aporte para alquiler de Data Show: Wendy Matamoros.

     Aporte para Refrigerio: Todos los integrantes del grupo.

     Exposición, diapositivas e impresión de informe: Isaac Hernández.

     Envío de Informe a Dra. Anarella Vélez Osejo: Dulce María Lazo Cabrera.

     Publicación del Informe en el Blog de Estudios de La Mujer: Wendy Matamoros.

    8. Bibliografía:

    https://honduprensa.wordpress.com/tag/femicidios

    http://www.elheraldo.hn/pais/honduras-2015-llevo-m.-70-femicidio

    https://todo_honduraslaboral.org/leer.php/413

    https://www.laprensa.hn/honduras/sanpedrosula/596551-98/prohiben-publicar-sobre-agresiones-a-mujeres-en-honduras

    http://www.derechosdelamujer.org/tl_files/documentos/violencia/Memoria%20Foro%20Femicidios%20Hn%202014.pdf

    Comentario por Wendy Matamors — 23/04/2015 @ 14:56 | Responder

  7. grupo #6
    harold isaac ortiz montejo-20141005697 profe aqui esta el informe
    Tema
    Desigualdad de género en la sociedad patriarcal y como se enfrenta históricamente

    Integrantes
    Harold Isaac Ortiz – 20141005697
    Karen acosta – 20141001497
    Mónica García – 20141001427
    Orlando Moncada – 20141012552
    Marcela Medina – 20121002062

    Grupo
    #6
    Sección
    1700

    INTRODUCCION

    En el presente informe se dará a conocer como se ha enfrentado históricamente el patriarcado. Como las mujeres no tenemos participación en la sociedad como se ha venido haciendo durante años, se nos discrimino por ser “deviles” y fue predominando el patriarcado.
    También fueron incluidas algunos comentarios de mujeres, en el inicio del patriarcado y conceptos.
    Es posible concebir a mujeres y hombres como legalmente iguales en su diferencia mutua. Pero ese no ha sido el caso al menos en los últimos cinco o seis mil años desde el punto de vista histórico. Con esta investigación se pretende dar realce a las manifestaciones y buscar explicaciones del porque la desigualdad de géneros en la sociedad.

    El patriarcado

    Históricamente el término ha sido utilizado para designar un tipo de organización social en el que la autoridad la ejerce el varón jefe de familia, dueño del patrimonio, del que formaban parte los hijos, la esposa, los esclavos y los bienes. La familia es, claro está, una de las instituciones básicas de este orden social.
    Esta organización social empezó a ser cuestionada en los años 60 por un grupo feminista para comprender por qué la dominación para con la mujer y exigir la liberación de la misma.

    ¿Cómo comienza la desigualdad?

    El sistema patriarcal surge alrededor de 10.000 años atrás, vinculando su origen con el proceso de sedentarización y el cambio de mentalidad de sociedades colectivizadas horizontales a sociedades individualistas jerárquicas y la consecuente aparición de las clases sociales. Es por lo anterior que las feministas establecen que hay una vinculación directa entre el patriarcado y los diversos sistemas económicos, pues ha sido parte esencial de su conformación (como el esclavista y el feudal), estableciendo actualmente una clara alianza con el sistema capitalista. “Las sociedades patriarcales de clases encuentran en la opresión genérica uno de los cimientos de reproducción del sistema social y cultural en su conjunto”.

    La teoría del patriarcado, es capaz de definir relaciones estructurantes de poder en la sociedad, es decir, cuando hablamos de relaciones patriarcales, no nos referimos solamente a las que se dan como una opresión de los hombres hacia las mujeres, sino que también, cuando estamos ante situaciones autoritarias, de violencia, jerarquías, etc., pues todos ellos constituyen elementos centrales de sociedades patriarcales-clasistas. En relación a lo anterior, ya no podemos pensar análisis, por ejemplo, del Estado, la política, los partidos políticos, sin considerar el profundo patriarcal que tienen dichas instituciones, por lo anterior, la lucha feminista es intrínsecamente antipartidista y antiestatal.

    Aunque es muy difícil conocer a ciencia cierta cómo eran las relaciones económicas, sexuales, sociales en las primeras etapas del ser humano, hay muchas pruebas que indican que a diferencia de lo que nos han enseñado del Cisgenero “de toda la vida” el transgénero existe desde hace miles de años.Si nos remontamos al Paleolítico la autosuficiencia era igual en hombres y en mujeres, con una repartición similar entre todos los miembros del grupo.

    Existía cooperación. La educación de las crías era asumida por el grupo; aunque es muy probable que la aparición del protolenguaje fuese gracias a las mujeres. Apenas era conocida la paternidad; las relaciones sexuales no eran controladas por la comunidad, eran relaciones más o menos libres y aunque existían implicaciones emocionales, debido por ejemplo a la forma de mantener relaciones cara a cara y que las relaciones no eran duraderas en el tiempo, el único parentesco conocido era la maternidad.

    Se empieza a limitar las actividades de la mujer por el embarazo ya que se le dificultada a la hora de cazar,explorar,luchar,la exposición de las inclemencias del tiempo se le asigno la tarea de recolección.

    La recolección paso a ser necesaria para alimentar a los machos en sus expediciones para conseguir alimentos, con lo que las mujeres alimentaban a los hombres, y los hombres al grupo entero. Además los machos se convirtieron en personas entrenadas y vigilantes que acostumbraban a expresar agresividad.

    Todas las investigaciones apuntan a que la mujer o inventó o perfeccionó la agricultura. Cuando sus cultivos agotaban los suelos, estos tenían que trasladarse de sitio, por lo que el registro arqueológico demuestra como el Patriarcado se asentó antes en sociedades asentadas cerca de los deltas de los ríos, que autoregeneraba el suelo, ya que para trasladarse era un inconveniente cargar con crías, así que retrasaban el parto.

    Sin embargo, en las sociedades con recursos interesaba que la mujer tuviese hijas/os. La familia aparece, y debido a su potencial económico destierra a las sociedades que apostaban por huir de la monogamia y que practicaban la cooperación de todas las personas.
    Sociedad patriarcal

    La mujer pobre vive “doblemente oprimida y marginada”. Es oprimida tanto por ser pobre como por ser mujer. La desigualdad entre ricos y pobres ha de llevarnos a identificar y hacer frente a las desigualdades entre varones y mujeres, la cual atraviesa toda la sociedad: los varones son definidores de las decisiones en la familia, dispone como únicamente suyos los recursos y bienes familiares, ya en la vida pública ocupan tradicionalmente los puestos públicos de poder y decisión. Las mujeres son relegadas a las tareas reproductivas y domésticas. Los asuntos de género tienen que ver en directo con relaciones de poder.

    Cultura patrimonial-machista
    Nos lanza a la sociedad patriarcal para buscar a quien obedecer, y en la vida pública nos atrapa la política patrimonial la cual nos educa para convencernos de que el Estado y todos sus recursos son propiedad de los políticos varones, y que si los obedecemos nos retribuirán construyendo puentes, centros de salud, escuelas, hospitales. Y si somos obedientes a su partido, nos podrá colocar en un trabajo.

    Diferencias ideológicas y diferencias biológicas
    Las relaciones de género, es decir las relaciones varones-mujeres, mujeres-varones, tienen que ver en directo con relaciones de poder, y en estas relaciones, las mujeres tienen todas las de perder porque la sociedad está organizada para darle primacía al varón. La mujer es calificada como el sexo débil, y con ello se afirma que en cualquier relación de poder los hombres, por el hecho de serlo, llevan la ventaja sobre las mujeres.

    ¿Sexo débil?
    Ya hemos dicho que una diferencia ideológica es que los varones son calificados como el “sexo fuerte” mientras que las mujeres son el “sexo débil”. Sin embargo, los expertos en estos temas biológicos nos recuerdan que ni las mujeres nacen débiles ni los varones nacen fuertes. Nacen varones y nacen mujeres y punto, con sus diferencias biológicas complementarias, pero en igualdad de condiciones.

    Algunas opiniones del patriarcado:

    Gerda Lerner (1986)
    Lo ha definido en sentido amplio, como “la manifestación e institucionalización del dominio masculino sobre las mujeres y niños/as de la familia y la ampliación de ese dominio sobre las mujeres en la sociedad en general”. Sus investigaciones se remontan a la Mesopotamia, entre los años 6.000 y 3.000 A.C. “En la sociedad mesopotámica, como en otras partes, el dominio patriarcal sobre la familia adoptó multiplicidad de formas: la autoridad absoluta del hombre sobre los niños, la autoridad sobre la esposa y el concubinato”.

    María Milagros Rivera Garretas,
    señala como estructuras fundamentales del patriarcado las relaciones sociales de parentesco y dos instituciones muy importantes para la vida de las mujeres, la heterosexualidad obligatoria y el contrato sexual.

    Algunas autoras consideran que en la constitución del patriarcado moderno, los varones también pactan su poder como hermanos. Los ideales de igualdad, libertad y fraternidad remiten a este pacto entre fraters.

    Celia Amorós, citada por Rosa Cobo (1995),
    apunta a la constitución de la fratria como un grupo juramentado, aquel constituido bajo la presión de una amenaza exterior de disolución, donde el propio grupo se percibe como condición del mantenimiento de la identidad, intereses y objetivos de sus miembros.

    Kate Millet (1969), para el feminismo radical la sexualidad de las mujeres se considera prioritaria en la constitución del patriarcado. La autora con el término, se refiere a las relaciones sexuales como relaciones políticas, a través de las cuales los varones dominan a las mujeres. Shulamit Firestone (1976) postula como base de la opresión social de las mujeres, su capacidad reproductiva.

    Lidia Falcón – considera a las mujeres como clase social y económica, siendo los padres–maridos quienes controlan el cuerpo femenino y se apropian del trabajo productivo y reproductivo de aquellas.
    Christine Delphy afirma la existencia de una “relación de producción entre marido y mujer en la familia nuclear moderna, consistente en la relación de una persona o jefe, cuya producción se integra al circuito mercantil, con otra que le está subordinada, porque su producción, que no se integra a ese circuito, es convertida en algo invisible”. En virtud del matrimonio y del trabajo doméstico gratuito, las mujeres comparten una posición común de clase social de género.

    Heidi Hartmann (1981) sostiene la teoría de los sistemas duales definiendo el patriarcado “como un conjunto de relaciones sociales entre los hombres que tienen una base material, y aunque son jerárquicas, crean o establecen interdependencia y solidaridad entre ellos que los capacitan para dominar a las mujeres”. No es sólo el sistema, sino los varones como tales quienes oprimen a las mujeres.

    Audre Lorde (2003) las mujeres están expuestas a distintos grados y tipos de opresión patriarcal, algunas comunes a todas y otras no.

    CONCLUCIONES

    • Conceptualmente, las diferencias entre los sexos no implican desigualdad legal.
    • El pensamiento feminista es desconocido por la gran mayoría de los y las juristas latinoamericanos.
    • La impotencia de los hombres en relación a la reproducción humana es la que está en la base de la legislación y doctrina familiar.

    Comentario por harold isaac ortiz montejo — 22/04/2015 @ 22:09 | Responder

  8. UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE HONDURAS FACULTAD DE CIENCIAS SOCIALES ESTUDIOS DE LA MUJER CS099 Sección 17:00 PROYECTO DE INVESTIGACIÓN: MOVIMIENTO FEMINISTA DEL SIGLO XXI EN HONDURAS Catedrática: Anarella Vélez Osejo INVESTIGACIÓN PRESENTADA POR GRUPO No.1: No. NOMBRE No. CUENTA No.LISTA 1 Miriam Ramírez 9711894 3 2 Delia Núñez 20061010611 5 3 Dinora Guzmán 20070011139 6 4 Grissel Redondo 20070012027 7 5 Dennis Martínez 20081012282 9 6 Isis Laínez 20091003479 10 7 Bessy Sánchez 9510713 2 8 Antonio Martínez 20151002799 64 CIUDAD UNIVERSITARIA, CAMPUS TEGUCIGALPA, M.D.C., HONDURAS, C.A., MARTES 21 DE ABRIL DE 2015 CAPÍTULO I PLANTEAMIENTO DE INVESTIGACIÓN 1.1 ANTECEDENTES La mujer,después de muchos siglos de ser excluida delos diferentes contextos de desarrollo de la sociedad hondureña, se ha vista pronunciada la situación de marginada en las áreas económico, político, social y cultural. No obstante lo anterior, en el siglo XXI se produce una lucha férrea por el establecimiento de políticas públicas y condiciones equitativas que vinculen la equidad de género y la inclusión de la mujer en la toma de decisiones en los ámbitos que le son de interés en la sociedad. Es desde los inicios del siglo XX que las mujeres en Honduras luchan por entablar sustanciales combates para que se considere la participación ciudadana de la mujer en desarrollo de la nación. Para el caso, se destaca la participación de Visitación Padilla, la que fue una de las más tenaces propulsoras de la ÍNDICE Índice……………………………………………………………………………………….………………………………………………. 1 Introducción………………………………………………………………….………………………………………………….…………. 2 Capítulo I Planteamiento de Investigación……………………….…………………………………………………………….…………………… 3 1.1 Antecedentes 1.2 Definición del Problema de Investigación 1.3 Preguntas e Hipótesis de Investigación 1.4 Objetivos de Investigación 1.5 Justificación del Problema de Investigación 1.6 Delimitación del Problema de Investigación Capítulo II Marco Teórico y referencial análisis del movimiento feminista hondureño en el siglo XXI……………………………………… 7 2.1 Inicios del siglo XXI 2.2 Femicidios 2.3 Respuesta a los femicidios 2.4 Lucha Feminista 2.5 Reseña de Feminismos en 2009 2.6 Feministas en Resistencia 2.7 Logros del Movimiento Feministas Hondureño 2.8 Visión de las Organizaciones de Mujeres Capítulo III Marco Conceptual y Referencial……………………………………………………………………………………………………………………………. 22 Capítulo IV Principales precursoras del movimiento feminista en honduras en el siglo XXI……………………………………………………………. 32 4.1 Principales Precursoras en Honduras 4.2 Biografía de las Precursoras del Movimiento Feminista Honduras del Siglo XXI Capítulo V Principales Organizaciones Feministas en Honduras…………………………………………………………………………….…. 36 5.1 Centro de Derechos de la Mujer (CDM) 5.2 Red de Mujeres Jóvenes (REDMUJ) 5.3 Colectivo de Mujeres Universitarias (COFEMUN) 5.4 Movimiento de Mujeres por la Paz Visitación Padilla 5.5 Feministas en Resistencia 5.6 Centro de Estudio de la Mujer Feminista de Honduras 5.7 Instituto Nacional de la Mujer Capítulo VI Análisis de Datos sobre el Movimiento Feminista en Honduras……………………………………………………..…………….. 39 6.1 Las Mujeres en la Actividad Económica 6.2 Estadísticas de Género 6.3 Homicidios en Mujeres Capítulo VII Referente Honorífico de una de las más grandes precursoras del movimiento feminista hondureño…………………….…. 42 CAPÍTULO VIII Conclusiones y recomendaciones…………………………………………………………………………………………………..…. 44 Bibliografía………………………………………………………………………………………………………………………………… 45 Anexos…………………………………………………………………………………………………………………………………….. 46 Plan de Trabajo………………………………………………………………………………………………………………………..… 58 INTRODUCCIÓN El siguiente proyecto de investigación trata sobre el movimiento feminista del siglo XXI en Honduras, su historia expuesta por autoras hondureñas, así como los logros obtenidos del movimiento para el reconocimiento de los derechos de la mujer. En este sentido, el presente estudio da énfasis a un gran problema social como lo es la violencia contra la mujer, llegando ésta a los femicidios, muertes que en su mayoría no han sido esclarecidas, ni sus los motivos, peor aún los culpables. Uno de los eventos más importantes que se pueden manifestar dentro de la historia del movimiento feminista hondureño tras el golpe de estado del año 2009, es el surgimiento del movimiento feminista en resistencia. Enfatizando, que no puede haber un movimiento sin precursoras a las cuales en el presente informe se le rinde un homenaje, por su trayectoria y lucha en pro de las mujeres hondureñas. Es de resaltar que tras el golpe de estado en el 2009 surgieron la mayoría de estos movimientos y organizaciones feministas. CAPÍTULO I PLANTEAMIENTO DE INVESTIGACIÓN 1.1 ANTECEDENTES La mujer, después de muchos siglos de ser excluida de los diferentes contextos de desarrollo de la sociedad hondureña, se ha vista pronunciada la situación de marginada en las áreas económico, político, social y cultural. No obstante lo anterior, en el siglo XXI se produce una lucha férrea por el establecimiento de políticas públicas y condiciones equitativas que vinculen la equidad de género y la inclusión de la mujer en la toma de decisiones en los ámbitos que le son de interés en la sociedad. Es desde los inicios del siglo XX que las mujeres en Honduras luchan por entablar sustanciales combates sociales para que se considere su participación ciudadana en el desarrollo de la nación. Para el caso, se destaca la participación de Visitación Padilla, la que fue una de las más tenaces propulsoras de la Organización de la Sociedad Unionista “Juan Rafael Mora” y organizadora del Comité Hondureño Pro-Conferencia del Caribe. Con la lucha del movimiento feminista es que hoy en día la mujer puede gozar del derecho a la educación y a ejercer el sufragio, así como otros colaterales que le permiten tener una posición más vinculante con su entorno. Como parte de ese desarrollo histórico en el cual la mujer se ha ido ganando y luchando por la conquista de espacios en el seno de una sociedad tradicionalmente machista, es que se hace necesario establecer un análisis y descripción de la relevancia que tiene el movimiento feminista en el siglo XXI. 1.2 DEFINICIÓN DEL PROBLEMA DE INVESTIGACIÓN El siglo XXI se caracteriza por la innovación, el desarrollo cultural, tecnológico, económico y social de las diferentes naciones que convergen en una aldea global mediante el mecanismo de la globalización. Ante este escenario, se debe reconocer la aportación de la mujer, y en especial en el caso de la sociedad hondureña, ya que con ella es que se fundamentan los principales movimientos de transformación y desarrollo mayor de la población. En particular, el aporte del movimiento feminista en el siglo XXI, presenta una importante oportunidad para definir el valioso aporte que estos grupos de mujeres valientes y con carácter de liderazgo han forjado durante la última década en la promoción del respeto a los derechos de la mujer y en la defensa de las violaciones a la dignidad humana de la misma. Por lo anterior, se debe se establece la necesidad de realizar un estudio de los principales aportes del movimiento feminista del siglo XXI en la comunidad universitaria y en cómo los jóvenes valoramos y estamos conscientes de los derechos y libertades que la mujer goza a través de estos grupos. Su aporte y vinculación promueven los escenarios para procurar mayores beneficios para las mujeres. 1.3 PREGUNTAS E HIPÓTESIS DE ESTUDIO Problema de Investigación e Hipótesis a desarrollar: “El movimiento feminista del Siglo XXI en Honduras, ha aportado a la mayor participación de las mujeres en el desarrollo de su contribución en los diferentes ámbitos que competen al género femenino, siendo dicha proyección reconocida y promovida por la comunidad.” 1.4 OBJETIVOS DE INVESTIGACIÓN De acuerdo al planteamiento anterior, a continuación se expone el objetivo general de la presente investigación sobre el feminismo en Honduras y sus principales objetivos específicos a desarrollarse de acuerdo al estudio: 1.4.1 Objetivo General Analizar y describir el movimiento feminista del siglo XXI en Honduras y sus principales aportes a las mujeres hondureñas, así como la proyección y participación que tienen dichos grupos en la actualidad y cuáles son sus propuestas de desarrollo integracionista y vinculante de la mujer. 1.4.2 Objetivos Específicos 1.4.2.1 Describir cómo se forma el movimiento feminista en Honduras y quiénes fueron sus principales promotoras o precursoras. 1.4.2.2 Exponer cuáles son los más importantes aportes del movimiento feminista en Honduras, desde su fundación hasta nuestra actualidad. 1.4.2.3 Detallar cómo es que se llega al movimiento feminista del siglo XXI y cómo es que éste ha contribuido a la promoción y defensa de los derechos de las mujeres hondureñas. 1.4.2.4 Describir la participación actual del movimiento feminista del siglo XXI en Honduras y cuáles son sus propuestas de desarrollo integracionista y vinculante de la mujer hondureña. 1.5 JUSTIFICACIÓN DEL PROBLEMA DE INVESTIGACIÓN La presente investigación se muestra como una necesidad por establecer y definir el impacto de la participación de la mujer organizada en grupos feministas de Honduras. Con este estudio se pretende llenar el vacío de análisis de conocimiento entorno a la participación y beligerancia de las mujeres que se organizan en instituciones que se comprometen a la promoción y defensa de los derechos de las mujeres. 1.6 DELIMITACIÓN DEL ESTUDIO En este estudio se hará un análisis descriptivo de las referencias bibliográficas y estudios con visión de género que hacen énfasis en el movimiento feminista del siglo XXI como una forma de promover y defender los derechos de las mujeres en Honduras. El movimiento feminista ha perseguido el reconocimiento de la igualdad de oportunidades y la igualdad de derechos para las mujeres. Las dificultades para obtener este reconocimiento se han debido a factores históricos, en combinación con las costumbres y las tradiciones sociales. Actualmente, debido a los cambios económicos, el apoyo del poder económico y las reivindicaciones del movimiento feminista y otros movimientos de derechos humanos, las mujeres tienen acceso a carreras profesionales y trabajos similares a los de los hombres en la mayor parte de las sociedades. En muchas sociedades modernas las mujeres tienen plena igualdad jurídica tanto en el ámbito laboral como en el familiar, pudiendo ser cabezas de familia, detentar cargos altos tanto en política como en grandes empresas. Así que se podría decir que las condiciones de las mujeres han mejorado. Algunas corrientes feministas cambian constantemente el significado de la palabra mujer, entendiéndose que la categoría mujer está estrechamente vinculada a la expresión de genitalidad, por lo que frecuentemente se presupone que mujer es aquella cuya expresión gonádica es igual a XX. Esta articulación discursiva se soporta sobre fundamentos biológicos y esencialistas. La naturalización del concepto impide su cuestionamiento, dogmatizándolo. Sin embargo, desde diferentes corrientes feministas, esto ha sido criticado. El rol sexual y el ejercicio de la sexualidad son en sí mismo, construcciones socioculturales motivadas por un mecanismo de control social, y de una reproducción de las estructuras de poder. Además, la categoría mujer se conceptualiza en tanto que opuesta a la categoría hombre, formando así un binomio, mutuamente excluyente, a partir del cual se articula la distinción de sexo (femenino – masculino, respectivamente). En esta situación existe opresión social cuando las personas no reproducen los esquemas preestablecidos de acuerdo a lo esperado, limitando la diversidad sexual, omitiendo y dejando al margen fenómenos como la transexualidad y la intersexualidad. CAPÍTULO II MARCO TEÓRICO REFERENCIAL ANÁLISIS DEL MOVIMIENTO FEMINISTA HONDUREÑO EN EL SIGLO XXI 2.1 INICIOS DEL SIGLO XXI La ANDEH, Asociación Nacional de Escritoras de Honduras, se organiza a inicios del siglo y hacia 2004 obtiene su personería jurídica y lucha por visibilizar y mejorar las condiciones de trabajo de las mujeres escritoras de Honduras. En esta organización sobresale la labor de Divina Alvarenga, Diana Vallejo, Diana Espinal, Anarella Vélez. También se organizan las mujeres lesbianas en la Red Lésbica de Honduras Las Catrachas, cuyas caras más visibles son Indira Mendoza y Gabie Mass. Asimismo, surgen alrededor del xxi: • Colectivo Feminista Mujeres Universitarias, COFEMUN; • Movimiento de Mujeres Socialistas, “Las Lolas”; • Centro de Estudio y Acción para el Desarrollo, CESADEH; • Jóvenes Feministas Universitarias; • Red de Mujeres Jóvenes; • Comisión de Mujer Pobladora; • Articulaciones Feministas de Redes Locales; • Convergencia de Mujeres de Honduras; • Iniciativa Centroamericana de Seguimiento a Cairo y Beijing; • Feministas Independientes. • Y se funda en la UNAH la Cátedra de Estudios de la Mujer, en la que es necesario señalar el papel motor de Blanca Guifarro. Durante el gobierno de Marco Aurelio Soto, se dio el sufragio universal masculino a aquellos que hubieran cursado la instrucción primaria, pero no a las mujeres. La lucha por el sufragio para la mujer y por sus derechos como ciudadano data de aquellas épocas. Rina Villar en su libro “Para la casa no para el mundo. Sufragismo y Feminismo en la historia de Honduras”, explica que el proceso para que se reconociera el derecho de la mujer al voto estuvo siempre marcado por la oposición. Por cierto, Villar reconoce en el título del libro a otra luchadora, la educadora María Guadalupe Reyes, quien al final del siglo XX abogó por que se permitiera que las mujeres recibieran enseñanza formal. Reyes comentó: “Quiero a la mujer más para su casa, que para el mundo”, para aclararles a los hombres de la época que con su reclamo no quería trastocar la función tradicional de madre y esposa. Si no vamos a la historia la lucha comenzó en 1894, tuvo pequeños éxitos, con poco impacto, como la liberación de la mujer de la potestad marital, al establecerse el Código Civil en 1906.La propuesta en contra de la participación femenina se sustentó en que el ejercicio político estaba lleno de vicios que se oponían a “la integridad moral y espiritual y a la estabilidad del hogar” que poseía la mujer. Pese a esta mentalidad que primaba en la mayoría, un reducido grupo de diputados escuchó el reclamo de varias asociaciones de mujeres y se logró el establecimiento de este derecho. Pero no podemos obviar que esta lucha histórica comenzó en la década de los años 20, cuando surgió la primera organización de mujeres conocida como “Sociedad Cultura Femenina“, dirigida por Graciela García y otras reconocidas líderes que lucharon tesoneramente por reivindicar a las mujeres hondureñas. Del debate de 1924, Villar recupera la respuesta sarcástica de un diputado de la Asamblea Nacional ante la propuesta de conceder el voto a la mujer: “El voto debe ser concedido a las mujeres solteras mayores de 30 años… por no confesar su edad, de todas maneras se abstendrán de votar”. En Centroamérica, el primer país en conceder el sufragio a las mujeres fue El Salvador, en 1939, y era de carácter voluntario para quienes tenían por lo menos tres años de educación primaria. Las demandas sufragistas fueron expresadas a través de las cuatro revistas femeninas que circulaban en Honduras en los años 40 durante el gobierno de Tiburcio Carías Andino, las revistas se llamaban La Voz de Atlántida, Atenea, Pan-América y Mujer Americana. En los años 50 se organiza la Federación de Asociaciones Femeninas de Honduras, inspirada en el movimiento sufragista internacional. Mediante Decreto No. 60 del 8 de febrero de 1954 se declaró “Día de la Mujer” el 25 de enero de cada año, siendo F. Salomón Jiménez el presidente del Congreso Nacional. Ya en este punto, el gobierno Lozano Díaz y su congreso habían realizado los pasos necesarios para otorgarles el derecho al sufragio: el Día de la Mujer hondureña realmente conmemora el derecho político que se les otorgó hace 57 años a ejercer el mismo reconociéndoles de esa manera su posición como ciudadanos de Honduras con plenos derechos, deberes y facultades que otorga la ley; así el25 de enero de 1955, durante la administración del presidente Julio Lozano Díaz, se reconoció mediante decreto N° 29 el derecho político de las mujeres al voto. Este hecho en la vida política del país permitió a las mujeres pasar del campo doméstico al campo público y político, que poco a poco fue ampliando las posibilidades de estudio, trabajo y superación. La primera vez que la mujer participó en elecciones nacionales fue para el período de 1957 a 1963, cuando resultó electo Ramón Villeda Morales. No obstante, con la limitante de que solo las mujeres que sabían leer podían votar, este beneficio sirvió a muy pocas porque la mayoría eran analfabetas. A partir de ese momento, nuestro país se ha creado una serie de estructuras con el propósito principal de darle a la mujer protección y de hacer valer sus derechos. Entre las luchadoras se encuentran María Teresa del Cid, Carmelina de Moncada, Olimpia Varela y Varela, Elvira de Díaz Medina, Juanita de López Pineda, Estela de Pineda Ugarte, Visitación Padilla, Alma de Salgado, Alba Alonzo de Quezada, Corina Fálope, María Luisa Soto, Antonia Suazo, Victoria Buchard, Natalia Mazier y Graciela Bográn. Pese a lo anterior, todavía en el siglo XXI continúan rezagadas no por gusto propio sino por el machismo que priva todavía en nuestra sociedad. En el gobierno del presidente Porfirio Lobo, solo el 17 por ciento de los 298 municipios están regidos por mujeres. Como regidoras fueron electas 448 mujeres, que equivale al 22.4 por ciento del total de regidurías. En el Congreso Nacional solamente el 19 por ciento de curules son ocupadas por mujeres, lo que significa 25 diputadas frente a 103 diputados. Aunque el derecho al voto generó la reivindicación de la mujer dentro de la sociedad hondureña, la mujer no ha logrado el 50 por ciento de participación en el poder político. Aún falta camino por recorrer ya que en la práctica falta mucho para alcanzar los objetivos plasmados en la Ley de Igualdad de Oportunidades. Sin embargo, el 20 de abril del 2012 se aprobó la Ley Electoral y de las Organizaciones Políticas, que establece que en las elecciones primarias y generales de 2013-2014 las mujeres tendrán el 40 por ciento de cuota de poder y el 50 por ciento en las elecciones 2016-2017. Las mujeres siguen exigiendo respeto y oportunidades en Honduras. En el 2012, el principal reclamo fue detener la violencia continua contra las mujeres, que siguen siendo un grupo vulnerable en la sociedad. Hoy por hoy, la fortaleza y el empoderamiento en nuestra sociedad de la mujer hondureña continúa dándole distintos roles: es hija, madre, profesional, esposa, trabajadora, emprendedora, En la América conquistada por los españoles, la subordinación de las mujeres se consolida especialmente a través de las Leyes de Partidas, la familia patriarcal y la influencia y poder de la Iglesia católica, continuándose en las leyes de los Estados–Nación que se van constituyendo a lo largo del siglo XIX. En términos generales el patriarcado puede definirse como un sistema de relaciones sociales sexo–políticas basadas en diferentes instituciones públicas y privadas y en la solidaridad intercalases e intragénero instaurado por los varones, quienes como grupo social y en forma individual y colectiva, oprimen a las mujeres también en forma individual y colectiva y se apropian de su fuerza productiva y reproductiva, de sus cuerpos y sus productos, ya sea con medios pacíficos o mediante el uso de la violencia. Los estudios feministas sobre el patriarcado, y la constatación de que se trata de una construcción histórica y social, señalan las posibilidades de cambiarlo por un modelo social justo e igualitario. 2.2 FEMICIDIOS Tegucigalpa, Honduras. (Conexión).- El Movimiento Feminista de Honduras analizó a través de un foro, las cifras de asesinatos de mujeres en donde señalaron que mensualmente se registran unos 52 femicidios en el país. De acuerdo a los datos analizados por el Movimiento, en el 2012 se registraron unas 606 muertes y el año 2013 los registros alcanzan los 638 femicidios, con niveles de impunidad alarmantes, ya que hasta la fecha aún no se sabe quiénes cometieron los delitos. En el evento se hizo un recuento histórico del femicidio en Honduras y la lucha del movimiento feminista, la responsabilidad del Estado en estos crímenes y una valoración a un año de la aprobación de su tipificación como delito. En la jornada se contó con una relatoría de la experiencia de Guatemala y El Salvador en el litigio de estos casos, así como el análisis de las políticas de seguridad y el impacto en la violencia contra las mujeres, concluyendo con una serie de propuestas y exigencias desde el movimiento feminista para la atención de femicidios. De su lado, Jessica Trinidad, representante de la Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos manifestó que las cifras son alarmantes, “actualmente los datos nos indican que mueren alrededor de dos mujeres al día en este país, son datos bastantes fuertes”. “Desde el movimiento feminista hacemos un llamado al Estado, a la sociedad en general para que prestemos mayor atención sobre lo que está pasando a las mujeres en Honduras”, indicó. 2.3 Respuesta a los Femicidios Sobre la resolución de los casos de muertes de mujeres, Trinidad señaló que “no hay interés político, al gobierno no le interesa la situación de las mujeres y eso se puede ver con todos los casos que aparecen a diario de mujeres asesinadas, amarradas y en bolsas plásticas”. Para el movimiento feminista, cada vez es más fuerte el mensaje que recibe la sociedad sobre mujeres asesinadas, con la preocupación de que los operadores de justicia no le dan seguimiento a los casos. “En el 2013, 3 de cada 5 muertes violentas de mujeres ocurrieron en zonas urbanas y en el 2013 se identifica una concentración del 52 por ciento del total de asesinatos de mujeres en dos ciudades: San Pedro Sula y Tegucigalpa, identificadas como la primera y cuarta ciudad más violenta del mundo”, explicó la defensora de los derechos de las mujeres. 2.4 Lucha feminista Según las organizaciones feministas, las luchas de los derechos en las calles u otras instancias, obedece a la criminalización que se ha hecho de las defensoras de derechos humanos, ya que hay muchas de ellas que son defensoras y están siendo judicializadas. Trinidad explicó el caso de “Bertha Cáceres, entre otras, que se están juzgando por el simple hecho de salir a las calles a exigir y defender sus derechos”. “No es que las mujeres hemos dejado de luchar, es que la criminalidad y lo que nosotros hacemos es cada vez más fuerte, estamos en todas las luchas, eso no significa que estemos más o menos organizados, la lucha está, lo que sucede es que la delincuencia, la criminalidad y la impunidad en el país es mayor, se ha incrementado”, puntualizó Trinidad. Para las feministas, el movimiento no ha bajado en su lucha, pero sí han aumentado los niveles de impunidad y del crimen que no permite que la lucha sea evidente en todos los sectores del país. Las mujeres en el foro hicieron énfasis en que el 26 de abril del 2013 entró en vigencia la reforma al artículo 118 del Código Penal que establece que “Incurre en el delito de femicidio, el o los hombres que den muerte a una mujer por razones de género, con odio y desprecio por su condición de mujer y se castigará con una pena de treinta (30) a cuarenta (40) años de reclusión”. Para los movimientos de mujeres, hasta octubre del año pasado, la Fiscalía Especial de la Mujer no había presentado ningún requerimiento fiscal por el delito de femicidio, aun cuando la información de los medios de comunicación indican que se han registrado al menos 93 femicidios y 6 tentativas de homicidio desde que entró en vigencia la ley de tipo penal. Para interpretar la experiencia feminista hondureña es preciso desenredar la urdimbre de procesos y elementos, que teje ese ente llamado sociedad hondureña. La intensa pobreza de sus habitantes, en especial de sus mujeres; su aislamiento y soledad, aun en el mismo contexto centroamericano; su cultura política, mezcla amarga de tradicionalismos e irreverencia por ideas gestadas fuera de su contexto inmediato; el trato de desconfianza que se brindan entre sí las y los hondureños, la ironía que les caracteriza como seres profundamente conscientes de su ser oprimido, todo este conjunto de desatinos le da al feminismo hondureño un estilo particular. En tan corto espacio, sin embargo, me es imposible desenredar esta madeja; ya lo he intentado en otro lado y las interesadas puede remitirse a este trabajo anterior.1 Sí es posible, en cambio, Referirse a la “es-cisición vital”, que sufren las feministas hondureñas y a la cual aluden Murguialday y Vázquez en su trabajo “Sobre la escisión vital de algunas feministas centroamericanas 2.” Según Murguialday y Vázquez, la doble militancia de las precursoras del feminismo en Centroamérica -tanto militantes de movimientos populares y revolucionarios, como de movimientos feministas- estructuró en ellas identidades políticas ambivalentes. Por un lado, las feministas centroamericanas se identificaron con un proyecto político revolucionario y al mismo tiempo se adhirieron a la propuesta feminista. Imposibilitadas de conciliar ambas propuestas, entraron en un conflicto de lealtades y sucumbieron en diversos momentos de su historia en profundas crisis, individuales y colectivas. La escisión vital sería, entonces, ese vaivén entre ambas identificaciones, algo similar a un complejo edipal no resuelto, es decir, cuando el amor a la madre no puede ser sustituido cabalmente por el amor al padre. Es muy probable, que a esta fecha, estas identidades am-bivalentes hayan sido parcialmente Superadas. El feminismo hondureño, así como el del resto de la región, se ha consolidado y las Izquierdas revolucionarias pacificadas y parlamentar izadas han perdido su atractivo de antaño. No obstante, la escisión vital de las feministas persiste, aunque de manera distinta y velada. No se trata hoy del “conflicto de lealtades” entre el partido y el colectivo feminista, sino de una serie de prácticas, técnicas y métodos infiltrados en las mentes y los cuerpos de las feministas, que cultivan cierto tipo de comportamiento y creencias, gustos, deseos y necesidades, que las lleva a construir y vivir el feminismo en forma contradictoria. Quizá el caso hondureño nos revele con mayor claridad este tipo “escisión vital”, pues en la medida que el país no se volcó de lleno a una aventura revolucionaria -lo que no significa que no fue protagonista del drama centroamericano de la década de los 80 y que no fue profundamente. Afectado por las guerras-, las crisis de identidades fueron menos obvias. Ello implica tan sólo que las identificaciones no fueron lo suficientemente cuestionadas o lo fueron demasiado. Sus manifestaciones son y fueron siempre de naturaleza matizada. En mi libro Sintiéndose mujer y pensándose feminista, una visión auto etnográfica de la construcción del movimiento feminista hondureño, he llamado a esta escisión vital: el dilema feminista. Me refiero a esa forma de construir y vivir la identidad feminista como un dilema en el cual la mujer se siente arrastrada en diferentes direcciones. Pareciera ser, que el discurso feminista la coloca ante la disyuntiva de ser la mujer que quiere ser, la mujer que esperan los demás que sea, y la mujer que es. En Honduras, nos encontramos ante un caso, en el cual primero se instalaron las organizaciones Feministas y sólo después se inició un aprendizaje de ser feminista. Expresado de otra manera, no fueron mujeres identificadas con el feminismo las que inauguraron las organizaciones feministas, Pero fue en ese proceso que se vieron enfrentadas ante la necesidad vital de convertirse en: Feministas. Ello se puede ilustrar en base a tres procesos: • El ciclo feminista, que describe cómo las mujeres, que buscaban otra identidad política (que no fuera la de la izquierda), fundaron una organización, se apropiaron del discurso de género, Construyeron un ideal de la mujer feminista (una especie de ego ideal o súper ego), y trataron de Adquirir una identidad feminista de acuerdo a la imagen de la feminista ideal que ellas mismas Construyeron (revoltijo de ideas izquierdistas y feministas). • El circuito cerrado ser-penetrante, que toma en cuenta cómo la historia de las ideas de las nuevas feministas fue transformada junto con sus biografías al intentar alcanzar un ideal del ser feminista. Aquí se ve cómo se debaten entre sus preconcepciones de la política (resabios de izquierdas, remedos democráticos liberales, populismo, clientelismo) y lo que es una mujer, y las concepciones de lo político y la femineidad implícitas en el discurso feminista. Se observa cómo tratan de solucionar sus contradicciones y las luchas de poder que las desgarran a través de procesos de autorreflexión y cómo ello las conduce a consolidar sus organizaciones y alcanzar un nuevo auto comprensión como feministas y actoras políticas. La preconcepción, la concepción y la reconcepción -des-de una idea desnaturalizada del ser mujer, una visión política tradicional a la incorporación del discurso de género en sus vidas personales y en sus puntos de vista políticos- cierra el circuito y lo echa a andar de nue-vo bajo el signo del feminismo. • Otra forma de describir los procesos anteriores es considerando las condiciones y las Circunstancias en las cuales una mujer se incorpora al mundo feminista. Por ejemplo, si se introduce al feminismo por la seducción sentida en encuentros internacionales, leyendo literatura feminista, o simple y llanamente por el desencanto experimentado dentro de las organizaciones de izquierda y la necesidad del propio espacio o por ser grupo meta de la acción feminista, como en el caso de muchas mujeres de los sectores populares. Hechos sociales como ser pobre, de clase media o mimbra de un grupo étnico y racial minoritario, el bagaje cultural, ideológico y personal que se trae, la posición dentro de la organización feminista e incluso como se representa una misma en sus propias historias determinan la estilización de un feminismo, que se hace sobre la marcha, en medio de un mar de contradicciones sobre lo que es y debe ser la política de identidad feminista. La idea del ciclo y circuito cerrado serpenteante representa los varios nacimientos y muertes que se suceden en un mismo proceso vital de permanente renovación de identidades. Identidades insertas en diferentes órdenes discursivos (soy mujer, soy hondureña, soy socialista y revolucionaria, demócrata, soy pequeña burguesa, soy pobre, soy de clase media, soy mestiza, soy negra, soy cristiana, soy atea etc.), que se reconstruyan y se reconstruyen a la luz de una nueva verdad, la verdad feminista. Por supuesto, abrazar una nueva verdad obliga a una ruptura con el pasado y el presente, así como adherirse a una nueva identidad hace rechazar a aquellas partes del mundo interior y exterior, que componen la diferencia con los demás. En este sentido, las feministas hondureñas no son una excepción en ese difícil drama de querer encontrar un lugar en el mundo y al mismo tiempo querer transformarlo. 2.5 Reseña de Feminismos en 2009 Con la propuesta de participación ciudadana del Presidente Manuel Zelaya las mujeres vieron una oportunidad para ampliar sus áreas de intervención e incluir en la agenda del gobierno sus particulares demandas. Así, en mayo de 2009, se organiza el Espacio de Debate de las mujeres feministas organizadas, con la finalidad de aunar esfuerzos y apoyar el proyecto de la Consulta Ciudadana. Ese Espacio de Debate está constituido por Movimiento de Mujeres Socialistas, Las Lolas ; el Colectivo Feminista Mujeres Universitarias, COFEMUN; Centro de Estudios de la Mujer, CEMH; Centro de Estudio y Acción para el desarrollo, CESADEH; Jóvenes Feministas Universitarias; Red de Mujeres Jóvenes; Comisión de Mujer Pobladora; Articulaciones Feministas de Redes Locales; Convergencia de Mujeres de Honduras; Iniciativa Centroamericana de Seguimiento a Cairo y Beijing; Centro de Derecho de Mujeres y Feministas Independientes. Luchadora y ciudadano de Honduras. El mismo 28 de junio, este grupo se identifica como “Feministas en Resistencia” y pasan a formar parte del Frente Nacional en Resistencia contra el Golpe, al que también se adhieren la Asociación Nacional de Escritoras de Honduras (ANDEH) y Catrachas. Hasta hoy están luchando porque se restablezca en Honduras el respeto a los derechos humanos, la libertad y la paz y, por supuesto, es tema central de su agenda el restablecimiento de la democracia y la conformación de una Constituyente de la que derive una nueva Carta Magna incluyente, equitativa y respetuosa de los derechos de las mujeres. La memoria es un paraje tal vez, un olor que remite afecto, rechazo, dolor. Pueden ser rostros que sonríen o nos agreden, nos ignoran. La memoria es un lugar sin lugar que sobrevive en cada una de nosotras, como puede. Es personal y es tremendamente colectiva. Está en los colores de las cosas, en palabras que partieron los días en pedacitos, en besos que nos siguen llenando de dulzura de sólo evocarlos. Es pasar por la esquina de una calle y tener ganas inmediatas de vomitar o huir. Es sangre sobre el asfalto y los montes. 2.6 FEMINISTAS EN RESISTENCIA Si decimos junio y le agregamos 28, un tropel de imágenes, olores, sentimientos, nos invaden a miles de personas que compartimos este país. Se atropellan las palabras que tratan de recuperar nombres y rostros que año con año se van borrando: los asesinados, sus verdugos. Amontonamos anécdotas llenas de fuerza porque sentíamos que se iba a poder transformar de raíz el acumulado de injusticia histórica que hace que ni los niños más pequeños quieran vivir aquí. Lo sabemos porque estuvimos ahí y lo vivimos, lo tenemos en la piel, en la colectiva palabra de la memoria dispersa como los días. Los y las golpistas envejecen esbeltos sobre nuestras muertas. Los vemos lozanos e insoportablemente ricos con lo que ganaron en los últimos cinco años: negocios, impuestos, comercios, tráficos, robos públicos; sonriendo porque saben cuánta fortuna van a seguir teniendo gracias a sus esclavas y esclavos, a quienes les palmea el hombro su mediocre cantante guatemalteco favorito. Se habla de ellos como personas respetables, siguen siendo funcionarios, representantes del país, se les hace homenaje en los mercados, se les ve en los medios con sus últimas cirugías y sus ropas impecables. De este lado nuestro quedó la derrota, completa como uno de esos balones de futbol tan famosos en estos días, pero viejo, desinflado, roto, hecho mierda, hasta da pesar patearle. De este lado miramos el éxodo de infantes sin flautistas ni Hamelines, acompañamos a parientes a un Seguro Social que no tiene nada que ofrecer, cocemos frijoles africanos, sabemos que el dengue es peor que el año pasado y que aumentó el suicidio y la enfermedad mental. Presenciamos a diario el hambre y sus parientes, y nos acusamos unas a otros por pura rabia. Volvimos a comprar en las tiendas de los patrones, a comer su basura, a tragar sus venenos televisados e impresos, a celebrar sus mafias futbolistas y sus cultos religiosos, a pedirles de nuevo justicia en sus pulidas instituciones que más parecen escenarios donde nosotras somos las que montamos los espectáculos y ni cobramos. Claudicamos como gentillal de gente, nos cansamos, nos desencantamos con el desencanto anunciado. Luchan algunas y algunos, cierto, con esperanza auténtica, y lo hacen con sus vidas, no hay de otra, no es porque así lo elijan, pero en comparación con los mejores días, son pocas personas; la mayoría nos volvimos al rincón de lo posible, de lo poquitero, de lo peor es nada, del trabajito pinche, la consultoría basura, de la rabia por el voto robado, del mal amor mejor que nada, de la jubilacioncita, la chupa para olvidar, la beca tal vez, del miedo a granel y repartido por las noches como una píldora contra la locura. Qué lástima me da, qué lástima me doy escribiendo sobre la derrota de este tiempo, sobre la mía. Cuando los limitados líderes de los recientes pasados tiempos nos insistían en mantener impecable nuestro prestigio de pueblo pacífico y hasta gritar ciertas cosas no era correcto; cuando hacían discursos sobre las bondades de sus propuestas de orden y paz democrática con todo lo que íbamos a ganar una vez que ese poder fuera nuestro y los nuestros nos representaran, cuando nos avisaban que si hacíamos siquiera un amago de ira contra los que nos mandaban a matar todos los días, nos asesinarían en la calle, nos avisaron además que no podríamos defendernos. Entregamos nuestros poderes por el miedo y la falta de confianza en nosotras mismas, aflojamos nuestra capacidad de pensar sin ellos, de actuar sin sus mandatos, soltamos nuestra osadía para procesos autónomos que ya estaban sucediendo, renunciamos pacíficamente a decidir con claridad, a errar inclusive. Deben ser tantos años de escuelas y de curas, de pastores y madres mandonas, de jefes y salarios, de malos libros, de procesos electorales, de mal sexo, de maridos o amores chantajistas. Todas las prácticas sistemáticas que nos atrofiaron la capacidad de intentar, de ensayar otros modos por miedo a equivocarnos y a ser de otra manera, nos quitaron la capacidad de ver con claridad que por repetida una fórmula no es ni eficaz ni la más atinada, nos dejaron esta desgraciada costumbre de repetirnos. Lo han logrado, perfectamente. Es cierto lo que dijeron los líderes, nos hubieran matado a un montón, ahí en la calle. Pero estoy segura que nos hubiéramos defendido porque la creatividad, la energía y la fuerza estaban con nosotras. Así como se abrían las puertas desconocidas, nos daban agua manos solidarias, nos repartíamos las burras que eran pocas, el pisto para el bus que era menos, nos acompañábamos a nuestras casas; así como caminamos por días, como nos juntábamos sin horarios de oficina, como se organizaban las madres para cuidar a las hijas e hijos de todas, la juventud para moverse pensando en colectivo, las artistas y sus propuestas sin financiamiento, hubiéramos podido de un modo que ni siquiera imaginamos. Lo hubiéramos hecho porque era la vida y no la muerte la que estaba de nuestro lado ético. No salíamos a matar ni a dejarnos matar, nunca lo hicimos, se nos paraban los pelos de emoción entre tanta gente a fuerza de sentirnos vivas y construyendo digna vida para esta tierra hermosa y dolida. Lo que no avisaron los grises líderes, y lo que no vimos como gentillal de gente es que entre la vida y la muerte hay otra cosa, este modo de andar que es como se anda aquí cada día: una manera que estamos perfeccionando porque está Hecho en casa y sí que está bien hecho, y esto se llama desvivir. Y en verdad es indigno, vergonzoso y espantosamente triste. 2.7 LOGROS DEL MOVIMIENTO FEMINISTA HONDUREÑO Principales logros de las feministas: • Convertir el problema de la violencia contra las mujeres en un asunto de discusión pública. Se ha dado especial énfasis a la violencia doméstica, violencia intra familiar y violencia sexual. • Movilización de las mujeres que presionaron en el Congreso Nacional é intervinieron en el impacto favorable de la opinión pública sensibilizándola para la aprobación de Ley de Violencia Doméstica. • Visibilizar toda la problemática de las Mujeres a nivel nacional mediante pronunciamientos, campañas, acciones educativas, organización y movilización. • Reconocimiento social del Estado como la única organización de base, interlocutora en la defensa de los derechos de las mujeres • Eliminación del Servicio Militar Obligatorio y convertirlo en Servicio Militar voluntario. • Mediante un proceso educativo, Visitación Padilla, está construyendo un liderazgo colectivo, horizontal, humano, incluyente, democrático, un nuevo liderazgo para el ejercicio del poder, pero no el poder entendido para dominar, desconocer, anular y reprimir a otras(os), sino un poder de convocatoria y de movilización, que nos conduzca a cumplir la misión que nos hemos propuesto. Fundadoras y promotoras de alianzas estratégicas con diferentes sectores de la sociedad civil, organizaciones populares, gubernamentales. • El proceso de cambio en la conciencia política de las mujeres del Visitación Padilla ha fortalecido su liderazgo logrando su participación en las planillas de elección popular en el proceso electoral recién pasado, en el Municipio de Chinacla, La Paz y en la planilla Presidencial con una candidata a Designada Presidencial todas por el Partido de Unificación Nacional. • El reconocimiento legal del Movimiento “Visitación Padilla” por parte del Estado. • Mantener vigente la defensa de los derechos humanos de las mujeres con acciones de cabildeo, incidencia, organización y movilización. • El Movimiento de Mujeres “Visitación Padilla” como actor de fortalecimiento de la Convergencia de Mujeres, instancia aglutinadora del Movimiento de Mujeres y Movimiento Feminista con capacidad de propuesta é iniciativa de dialogo con los diferentes poderes del Estado. • Fundadora de diferentes instancias de defensa de los derechos de la mujer y del pueblo hondureño y centroamericano como es la Asamblea Centroamericana por la Paz. • La conformación y fortalecimiento a nivel nacional de la instancia de la Convergencia de Mujeres que aglutina diferentes grupos de mujeres de las cuatro regiones del país. • Participación activa en el proceso de elaboración de la AGENDA MÍNIMA una propuesta a la democracia desde las mujeres. • Participación activa y movilizadora para la elaboración del Proyecto de Ley Electoral con aportes de las mujeres y la evaluación del mismo con la participación de las mujeres. • Una nueva Ley Electoral donde se incorporan elementos importantes, tales como el minimo del 30% de participación de las mujeres en los cargos de direccion de los partidos politicos, diputados propietarios y suplentes del Congreso Nacional, el Parlamento Centroamericano, Alcaldes, Vice-Alcaldes y Regidores. • Reformas a la Ley contra la Violencia de Domestica. 2.8 VISIÓN DE LAS ORGANIZACIONES DE MUJERES: MEJORAR CONDICIONES DE VIDA Después de conquistar el derecho al voto en 1955, los grupos de mujeres afiliadas a la Federación de Asociaciones Femeninas de Honduras (FAFH), continuaron su lucha para lograr la igualdad con los hombres en el desarrollo integral del país. La FAFH enfatizó en el papel de la mujer en la familia. Su conciliación con el sistema político permitió a la organización vincularse con el Estado en la toma de decisiones en ciertas políticas sobre la mujer. Uno de sus principales logros, fue incidir para que en 1984 se emitiera el Código de Familia. Esta organización, siempre se mantuvo ligada a los estratos de poder y en 1976 participaron en el Consejo Asesor de la Jefatura de Estado, con tres representantes propietarias y tres suplentes en calidad de consejeras, diferenciándose con las mujeres de los demás países centroamericanos, que desde los años cincuenta estaban ligadas a los partidos comunistas o a las demandas de las organizaciones populares. En Honduras fue hasta en 1969 que un grupo aproximado de veinte mujeres del Partido Comunista Hondureño (PCH), fundaron la Alianza de Mujeres Hondureñas, a la cual posteriormente se afiliaron unas dos mil mujeres, en su mayoría obreras y pobladoras. En 1975 la Iglesia Católica contaba con el Comité de Amas de Casa, pero sus actividades fueron interrumpidas por las tensiones políticas generadas por la Masacre de Los Horcones. Sin embargo, algunas activistas continuaron su trabajo y en 1978 se formó la Federación Hondurena de Mujeres Campesinas (FEHMUC). FEHMUC asumió el reto de integrar a la mujer campesina al proceso de desarrollo del país y luchar por el respeto a los derechos humanos. Su trabajo lo enfocó en proyectos productivos en actividades tradicionalmente femeninas. Las divergencias políticas provocaron la división de la FEHMUC. Seis liderezas pidieron involucrar a la organización en la vida política del país, razón por la cual este grupo fue expulsado de la organización en julio de 1985, acusadas de ser comunistas. Ese mismo año, las mujeres expulsadas, fundaron el Consejo para el Desarrollo Integral de la Mujer Campesina (CODIMCA), con el propósito de incorporar a las mujeres al proceso de Reforma Agraria Integral, como beneficiaría activa en la producción agrícola. Esta organización quedó legalmente establecida en 1988, luego de realizarse el congreso constitutivo. Diez años después CODIMCA contaba con 437 grupos de base y 8 mil mujeres afiliadas. En 1989, un grupo de disidentes acusó a la directiva de la FEHMUC de centralizar los fondos, becas y transporte, discrepancias que provocaron el aparecimiento de una nueva directiva de manera paralela a la ya existente. En 1991, las mujeres discrepantes se retiraron y fundaron la Asociación Hondureña de Mujeres Campesinas (AHMUC) y proclaman como pilar fundamental el acceso de la mujer a la tierra. Otra experiencia organizativa de la mujer campesina, es el Enlace de Mujeres Cristianas, organización que surgió en 1985, con el nombre de Programa Educativo de la Mujer (PEM), que inició en Santa Bárbara y que luego se extendió a otros departamentos de la zona noroccidental del país. Sus fundadoras también estuvieron vinculadas en su mayoría a los clubes de amas de casa de las comunidades eclesiales de base de la iglesia. Su organización fue menos vertical y más participativa. Mujeres Urbanas Las necesidades de organización también fueron sentidas por las mujeres residentes en la zona urbana, la opresión de que era víctima la mujer, tanto en el hogar como en la sociedad, provocaron el surgimiento de diversas organizaciones, con propósitos de mejorar las condiciones de vida de las mujeres. Para ilustrar un poco la organización de las mujeres urbanas, citaremos algunos ejemplos: Las Chonas El Movimiento por la Paz Visitación Padilla, más conocido como las Chonas, surgió el 25 de enero de 1984, para reclamar el respeto a los derechos humanos, hasta 1989 realizaron una intensa labor de sensibilización, denuncia y propuesta por la ocupación militar norteamericana del territorio nacional y evidenciaron la posición servil y entreguista de los gobernantes. En 1987 se incorporan a la perspectiva de género e inician el proceso de formación de una base propia de mujeres pobladoras. Su misión es transformar las estructuras sociales que afianzan el sistema patriarcal y obstaculizan la participación política ciudadana de las mujeres, construyendo un movimiento que contribuya a la conformación de una fuerza política que modifique las relaciones de poder en la sociedad hondureña. CEM-H El Centro de Estudios de la Mujer Honduras (CEM-H), es una organización civil feminista, sin fines de lucro, que fue creada con la finalidad de impulsar cambios sociales, económicos, culturales y políticos. Su propósito principal es la eliminación de todas las formas de discriminación y violencia hacia las mujeres, promover los derechos humanos, la dudadanía de las mujeres, la equidad, justicia social y económica. Esta organización obtiene su personería jurídica en 1987. CODEMUH En junio de 1989 un taller que exploraba la situación de las mujeres en Honduras identificó la necesidad de tener una orga¬nización de mujeres urbanas que desarrollara un análisis de género de la sociedad hondurena y ofreciera una visión feminista para lograr un cambio significativo en la vida de las mujeres. Ese taller dio como resultado la fundación de la Colectiva de Mujeres Hondurenas (CODEMUH) Su trabajo está centrado en las mujeres trabajadoras de la maquila desde una perspectiva feminista, para ello ha formado una red de promotoras capacitadas para asesorar a las trabajadoras sobre sus derechos. Un elemento fundamental en su trabajo es la psicoterapia, en este campo la organización ha desarrollado diversos talleres dirigidos a las mujeres trabajadoras de la maquila, del sector informal y para las que trabajan en la casa. CDM El Centro de Derechos de Mujeres (CDM) nace ligado a la historia del Comité Latinoamericano y del Caribe para la Defensa de los Derechos de la Mujer (CLADEM), instancia con carácter consultivo ante las Naciones Unidas y que se organiza en Honduras en 1989. En 1992, algunas de las mujeres que venían trabajando con el CLADEM-Honduras, decidieron conformar el CDM, iniciandó un trabajo de manera sistemática y continua en Tegucigalpa, San Pedro Sula, y en algunas zonas rurales. El CDM es una organización de mujeres feministas que promueve y defiende el ejercicio y goce de los derechos humanos de las mujeres desde el marco jurídico y social, contribuye a la transformación de valores, actitudes y comportamientos discriminatorios, en busca de una sociedad justa y equitativa. MOMUCLAA El Movimiento de Mujeres de la Colonia López Arellano y Aledaños (MOMU¬CLAA), surge en noviembre de 1992, por el descontento de algunas de féminas de esta comunidad ubicada en Choloma Cortés, ante el control absoluto ejercido por los hombres que dirigían el patronato, a pesar de la activa participación femenina en las actividades reinvindicadoras. MOMUCLAA se estructura en unidades o coordinadoras de base, regidas por un equipo mayor. La experiencia organizativa de mujeres pobres en los sectores urbanos, es similar a las experiencias de mujeres campesinas. ADP Acciones para el Desarrollo Poblacional (ADP), es una organización de mujeres con asiento en Tegucigalpa, esta institución trabaja con temas como la violencia doméstica, salud sexual y reproductiva, equidad de género, salud preventiva, asistencia medica, terapia ocupacional, apoyo psicológico, asesoría legal y casa refugio a nivel nacional. Su labor va dirigida a amas de casa, campesinas, mujeres de barrios, microempresarias, cooperativas de mujeres, estudiantes, niños/as, adolescentes mayores de 14 años y organizaciones mixtas. INAM La lucha de las mujeres incidió en el gobierno central para que el 30 de septiembre de 1998, mediante el decreto No.232-98, se creara el Instituto Nacional de la Mujer (INAM), que es una institución autónoma, de desarrollo social, dependiente del Estado, con personería jurídica y patrimonio propio. El INAM es el ente responsable de formular, promover y coordinar la ejecución y seguimiento de la política nacional de la mujer y de los planes de acción para la integración de la mujer al desarrollo sostenible. CAPÍTULO III MARCO CONCEPTUAL DE LA INVESTIGACIÓN A continuación se presenta un glosario de términos utilizados en esta investigación de acuerdo al Blog de la Clase de Estudios de la Mujer, que es la referencia que de guía en este estudio. ACOSO SEXUAL Según la OIT se trata de un comportamiento de naturaleza sexual (física o verbal), que surge en las relaciones laborales y que, no siendo deseado por la víctima, es percibido por ésta como un condicionante hostil para su trabajo, convirtiéndolo en algo humillante. Es una forma de discriminación por razón de género y la mayoría de sus víctimas son mujeres. El problema guarda relación con la asignación de roles y afecta seriamente a la situación de las mujeres en el mercado de trabajo. Los estudios al respecto de la OIT indican que las políticas y prácticas contra el acoso sexual deben incluir cuatro elementos principales: una declaración de criterios, un procedimiento de denuncia adaptado al acoso sexual y que respete la confidencialidad, sanciones disciplinarias progresivas, una estrategia de sensibilización y comunicación y, por supuesto, como elemento clave la protección contra la represalia. AGENTE DE IGUALDAD DE OPORTUNIDADES entre MUJERES y HOMBRES Es una figura profesional de relativamente nueva creación cuyos objetivos son básicamente tres: velar por que las mujeres y los hombres tengan las mismas obligaciones y oportunidades, trabajar para que la igualdad, como derecho fundamental reconocido en el artículo 14 de la Constitución Española, sea una realidad más próxima a la ciudadanía y, por último, luchar para que las diferencias existentes entre las mujeres y los hombres no se conviertan en desigualdades. AGENTES DE SOCIALIZACIÓN Acervo de instrumentos que sirven a las sociedades para orientar nuestra conducta de forma activa transmitiendo modos de actuar, de pensar o sentir así como valores morales propios de las sociedades, y son utilizados para asegurar la permanencia y perpetuación de sus estructuras: la familia, la escuela, la iglesia, el grupo de amigos, el partido político o los grupos de edad y, por supuesto, los medios de comunicación. ANDROCENTRISMO La adopción de un punto de vista central desde el cuál el sujeto contempla el mundo. En el discurso lógico tradicional, dicho punto de vista ha venido reflejando la perspectiva privilegiada del varón, aunque no de todos los hombres, sino de aquellos hombres que se han situado en el centro hegemónico de la vida social. Corresponde a una visión del mundo centrada en el varón que obvia e invisibiliza el punto de vista femenino, infravalorando o negando las aportaciones de las mujeres a la sociedad y a la cultura, así como su ámbito experiencial. ASIGNACIÓN DE GÉNERO Es la clasificación que, desde el nacimiento y a partir de la anatomía del/de la recién nacido/a, se efectúa por parte de la familia y la sociedad, las cuales depositan en la criatura un contenido cultural que se interpreta como las expectativas acerca de los comportamientos sociales apropiados o no para ellos y ellas. Su no asunción puede generar formas de rechazo social. CONCIENCIA DE GÉNERO Capacidad para percibir que la experiencia de vida, las expectativas y las necesidades de mujeres y hombres son distintas, lo que muy frecuentemente ha comportado desigualdades en cuanto a las oportunidades, que han de ser corregidas. A efectos de la planificación en cualquier proyecto social o de desarrollo, las experiencias han demostrado que el no reconocimiento de la conciencia de género conlleva siempre la no satisfacción de las necesidades a las que tratan de responder. CONCILIACIÓN de la VIDA LABORAL y PERSONAL La conciliación de la vida laboral, personal y familiar significa construir una carrera profesional satisfactoria, aprovechar las oportunidades culturales y de ocio, ejercer un papel activo en la sociedad, tener una vida plena, equilibrada y sin discriminación. La ambigüedad conceptual del término “conciliación” no puede resolverse mediante simples retoques terminológicos. El contenido de este concepto es fruto del sistema de razonamiento que apliquemos al acercarnos a él; no debemos olvidar el verdadero espacio donde se sitúa esta problemática: la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres. DEMOCRACIA PARITARIA Se define como una propuesta de participación equilibrada entre mujeres y hombres en los procesos de decisión política. Los movimientos de mujeres a nivel europeo entienden la democracia paritaria más bien como un reclamo de vertebración social en un cuadro de responsabilidades compartidas tanto en el ámbito público como en el privado‐doméstico. El glosario europeo de términos relativos a la igualdad entre mujeres y hombres la define como: “un concepto de sociedad integrada a partes iguales por mujeres y por hombres, en la cuál la representación equilibrada de ambos en las funciones decisorias de la política es condición previa al disfrute pleno y en pie de igualdad de la ciudadanía, y en la cuál unas tasas de participación similares o equivalentes (entre el 40 y el 60%) de mujeres y hombres en el conjunto del proceso democrático en un principio de democracia”. DISCRIMINACIÓN EN MATERIA DE EMPLEO Y OCUPACIÓN La discriminación laboral consiste en toda distinción, exclusión o preferencia de trato que, ocurrida con motivo o con ocasión de una relación de trabajo, se base en un criterio de raza, color, sexo, religión, sindicación, opinión política o cualquier otro que se considere irracional o injustificado, y que tenga por efecto alterar o anular la igualdad de trato en el empleo y la ocupación. DISCRIMINACIÓN DIRECTA Es el trato diferencial de inferioridad, marginación o subordinación a una persona por motivos de género. DISCRIMINACIÓN INDIRECTA Situación en la que una ley, reglamento, una política o una práctica, aparentemente neutrales, tienen un impacto desproporcionadamente adverso sobre los miembros de uno u otro sexo. Se ejerce además cuando existe un trato diferencial de inferioridad o marginación a una persona por motivo de género, siendo este motivo encubierto por otras razones socialmente aceptadas. DISCRIMINACIÓN POSITIVA Fórmula mediante la cual se buscar garantizar la igual presencia y participación de hombres y mujeres en cualquier ámbito de la vida social a través de la implementación de cuotas para la participación. DIVERSIFICACIÓN DE OPCIONES PROFESIONALES La promoción de cambios de actitud entre la población masculina y femenina, y muy especialmente desde la edad escolar y durante las fases de formación para el empleo, para que efectúen su elección profesional sin condicionantes ni estereotipos de género. Se refiere al acceso en igualdad de condiciones a la formación y al empleo, para el desempeño de trabajos y tareas tradicionalmente masculinizadas o feminizadas y que constriñen el ejercicio de la igualdad de oportunidades. DIVISIÓN SEXUAL DEL TRABAJO Es la división del trabajo remunerado y no remunerado entre hombres y mujeres respectivamente, tanto en la vida privada como en la pública, en función de los roles de género tradicionalmente asignados. Este reparto tradicional de las tareas ha producido aprendizajes diferentes para hombres y mujeres, que se valoran de manera desigual dentro de la sociedad. ENFOQUE INTEGRADO DE GÉNERO (o MAINSTREAMING o Transversalidad de Género o Perspectiva de Género) La definición más completa y detallada la proporciona el Grupo de Expertos (/as) del Consejo de Europa: “El mainstreaming de género es la organización (la reorganización), la mejora, el desarrollo y la evaluación de los procesos políticos, de modo que una perspectiva de igualdad de género se incorpore en todas las políticas, a todos los niveles y en todas las etapas, por los actores normalmente involucrados en la adopción de dichas políticas”. Es una forma de observar la realidad en base a las variables sexo y género y sus manifestaciones en contextos determinados; se basa en el reconocimiento explícito del género como construcción social y cultural de procedencia histórica, que puede y debe ser transformada. Como metodología, el enfoque de género contribuye a la humanización de la sociedad y del desarrollo, puesto que en cualquier análisis se incluye por igual a hombres y a mujeres de forma manifiesta, y se desagregan los datos, de manera que se logra una visión más real y útil de cara a las actuaciones públicas y civiles y a su eficacia. Sus objetivos principales son la integración del principio de igualdad de oportunidades en todas las políticas y prácticas cotidianas públicas, evitar los desequilibrios y desigualdades existentes en la sociedad, acabar con las discriminaciones no sólo por sexo, sino además por etnia, por discapacidad…etc. En España el término Mainstreaming ha venido traduciéndose como Enfoque Integrado o Transversalidad de Género. En julio de 1997 el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas (ECOSOC) definió el concepto de la tranversalización de la perspectiva de género en los siguientes términos: “Transversalizar la perspectiva de género es el proceso de valorar las implicaciones que tiene para los hombres y para las mujeres cualquier acción que se planifique, ya se trate de legislación, políticas o programas, en todas las áreas y en todos los niveles. Es una estrategia para conseguir que las preocupaciones y experiencias de las mujeres, al igual que las de los hombres, sean parte integrante en la elaboración, puesta en marcha, control y evaluación de las políticas y de los programas en todas las esferas políticas, económicas y sociales, de manera que las mujeres y los hombres puedan beneficiarse de ellos igualmente y no se perpetúe la desigualdad. El objetivo final de la integración es conseguir la igualdad de los géneros.” EQUIDAD DE GÉNERO El término equidad alude a una cuestión de justicia: es la distribución justa de los recursos y del poder social en la sociedad; se refiere a la justicia en el tratamiento de hombres y mujeres, según sus necesidades respectivas. En el ámbito laboral el objetivo de equidad de género suele incorporar medidas diseñadas para compensar las desventajas de las mujeres. ESTEREOTIPOS Son conjuntos de creencias o imágenes mentales muy simplificadas y con pocos detalles acerca de un grupo determinado de gente que son generalizados a la totalidad de los miembros del grupo. El término suele usarse en sentido peyorativo, puesto que se considera que los estereotipos son creencias ilógicas que sólo pueden ser desmontadas mediante la sensibilización, la reflexión y sobre todo la educación. EVALUACIÓN DE IMPACTO EN FUNCIÓN DEL GÉNERO Se trata de comparar y apreciar, en función de criterios pertinentes con respecto al género, la situación y la tendencia actual con las expectativas o resultados esperados o la evolución que cabría esperar como consecuencia de la introducción de un proyecto o política específica. La evaluación del impacto en función del género debe ser llevada a cabo en el momento en que resulta patente que una política determinada tiene implicaciones para las relaciones y la desigualdad en la distribución de las prerrogativas de hombres y mujeres. FEMINISMO Conjunto de corrientes de pensamiento, teorías sociales y prácticas políticas que se posicionan en abierta crítica de las relaciones sociales históricas, pasadas y presentes, y que provienen principalmente de la experiencia femenina. Las teorías feministas realizan una crítica a la desigualdad social entre mujeres y hombres, cuestionando las relaciones entre sexo, sexualidad, poder social, polí

    Comentario por Delia Núñez — 22/04/2015 @ 05:16 | Responder

    • está incompleto

      Comentario por anarellavelez — 05/05/2015 @ 20:47 | Responder

  9. 1. N° de Lista: Del 11 al 20
    2. N° de Grupo: 2
    3. Tema de Exposición: Parecidos y diferentes: Macho y hembra a partir del sexo en la Historia Universal: Comunidad Primitiva, Esclavismo.

    INTRODUCCIÓN

    En el siguiente trabajo abordamos el tema de hombre y mujer primitivo desde su aparición y su evolución finalizando sobre su organización social y el papel de sus miembros según su género hombre / mujer.
    Así mismo abordamos el tema de esclavismo, ¿como surgió? y el papel que jugó la mujer en este tiempo.
    Finalmente comparamos y analizamos el papel de la mujer en cada una de las etapas para, observar cómo se diferencia el rol de la mujer en cada una de éstas.

    OBJETIVOS

    • Identificar las diferencias entre hombre y mujer en la edad primitiva.

    • Conocer de los roles de la mujer y el hombre en la esclavitud.

    • Detallar cada uno de las etapas en la edad primitiva y la esclavitud.

    Parecidos y diferentes: Macho y hembra a partir del sexo en la Historia Universal: Comunidad Primitiva, Esclavismo.

    Comunidad Primitiva:

    La situación de las mujeres en las sociedades primitivas varía enormemente según las sociedades estudiadas por los antropólogos: si en ciertos casos las mujeres sufren de una opresión que casi puede asemejarse a una opresión de clase, en otros gozan no solamente de una verdadera consideración en la vida social, sino que también tienen un verdadero poder social. Allí donde este poder existe, se basa en la posesión de derechos sobre la producción, ampliados hasta cierto punto por la vida religiosa y ritual de la sociedad.
    Las mujeres hacían ciertos trabajos como la administración de lo producido, inclusive ellas eran las que proveían al hogar. La mujer era, la encargada de la distribución de los productos, por lo que jugaba un papel muy importante que se conoció en la historia como matriarcado.
    Con el paso del tiempo los hombres fueron aprendiendo a dominar la naturaleza y a desarrollar la agricultura y el pastoreo, este hecho contribuyó a que se volvieran sedentarios y a que surgiera la primera división social del trabajo: los que se dedicaron a la caza y la pesca y los dedicados a la agricultura y pastoreo. Por lo tanto, son también los hombres quienes poseen el monopolio de lo que se podría llamar “asuntos exteriores”. Cuando las desigualdades sociales comienzan a desarrollarse, primero con el almacenamiento, luego con la agricultura propiamente dicha y la aparición de la propiedad privada y de las clases sociales, es esa posición social específica de los hombres la que les permitió dominar poco a poco toda la vida social.
    Los hombres se hallaban indefensos ante las fuerzas naturales y se alimentaban de todo lo que la naturaleza les proporcionaba; la estructura económica era atrasada y primitiva, lo cual correspondía al mismo estado en que se encontraban en la sociedad. El hombre satisface sus necesidades con lo que directamente le proporcionaba la naturaleza, por lo que las necesidades económicas eran la recolección, la cacería y la pesca. La producción era de auto-consumo, ya que su organización era muy atrasada, lo mismo que sus instrumentos de producción, por lo que su producción era tan poca que apenas les alcanzaba para subsistir.
    Al satisfacer sus necesidades los productores y no sobrar nada no hay posibilidad de apropiación individual de lo producido, por lo que todas las relaciones sociales que se establecen son comunitarias.

    El descubrimiento del fuego contribuyó al mayor desarrollo de los hombres que vivieron en la comunidad primitiva, pues les permitió cocer sus alimentos e incorporar el pescado en su dieta; Asimismo, permitió el surgimiento de la segunda división social del trabajo: Los Oficios. Ya con estas dos divisiones, se empezó a producir cierto excedente.
    Las mujeres terminaron especializándose en la recolección de alimentos vegetales y en las faenas domésticas, mientras que los hombres se orientaron a la caza.
    Una característica de ésta comunidad era la distribución igualitaria:
    En aquella época, no había lugar a la desigualdad en la distribución de los productos, ya que ello, en primer término hubiera producido la muerte segura de la comunidad; y en segundo lugar, no hubiera sido admisible, puesto que los componentes de la comunidad eran copropietarios, dueños comunes de los medios de producción y de los productos del trabajo conjunto.
    El matriarcado y el patriarcado

    La forma inicial de la comunidad gentilicia fue la gens matriarcal, que era un conjunto de personas vinculadas entre sí por los lazos consanguíneos por línea materna. Al frente de la gens estaba la mujer. El papel predominante de la mujer se explica ante todo por su función decisiva en la vida económica de esta etapa. La caza a la que se dedicaban los hombres, debido al bajo nivel de las fuerzas productivas, era de poco rendimiento.

    Los principales medios de vida eran logrados por las mujeres, que se dedicaban a la agricultura de azada. Recogían alimentos, cuidaban de la hacienda, creaban y conservaban reservas alimenticias. En la medida que se desarrollaron las fuerzas productivas, aumentó el papel económico del hombre. La domesticación de animales y el desarrollo de la ganadería, proporcionaban medios de existencia en cantidades cada vez mayores. El paso del cultivo de la tierra a base de la azada al cultivo con arado, aumentó el papel del hombre dentro de la familia. Poco a poco la mujer fue ocupándose preferentemente de las labores domésticas.

    El descenso del papel económico de la mujer hizo decaer también su papel en la solución de todos los problemas de la gens, en la que se agrupaban personas vinculadas por lazos de parentescos por línea paterna, y el hombre pasó a encabezar la comunidad gentilicia. El matriarcado fue sustituido por el patriarcado.

    Comunidad Esclavista:

    Primer modo de producción basado en la explotación y que surge por la descomposición del régimen de la comunidad primitiva.
    En la sociedad esclavista encontramos la familia individual configurada como una unidad económica de la sociedad y fundada sobre la esclavitud doméstica de la mujer. Para las esclavas, la igualdad con sus compañeros de infortunio era absoluta pues, tanto el hombre como la mujer esclavos, carecían por completo de derechos. A pesar de ser ellos los productores de la riqueza, no eran considerados como personas, sino como un instrumento de trabajo más, que pertenecían integra e ilimitadamente al esclavista. En cuanto a las mujeres de la clase esclavista, dependían totalmente de sus esposos o padres, a los que debían obediencia ciega; su única actividad consistía en organizar el trabajo doméstico de los esclavos y engendrar hijos que pudieran heredar los bienes del padre; en realidad, jugaban el papel de criada principal del amo de la casa.
    En la sociedad esclavista el trabajo doméstico era menospreciado, a pesar de ello la mujer fue destinada a este trabajo; de esta manera los hombres pertenecientes a la clase esclavista se liberaron del trabajo físico y del trabajo doméstico, lo que hizo posible que se dedicaran a la política, la cultura y el arte.
    Junto a la monogamia, que sólo fue exigida a las mujeres; aparecieron dos aditamentos complementarios: el adulterio y la prostitución. Esta última se convirtió en una institución a la que mujeres, tanto libres como esclavas, se vieron abocadas como única forma de subsistencia. Fue precisamente sobre la base de la prostitución, de donde salieron las únicas mujeres que llegaron a destacar en la política y la cultura de aquella época.
    La desigualdad originó de manera general las siguientes clases sociales:
    a) Nobleza – Esclavista
    b) Guerreros y Sacerdotes
    c) Comerciantes
    d) Campesinos
    e) Esclavos

    A partir de este momento, nos encontramos ya ante una sociedad dividida en clases.

    En cuanto a los hombres, la existencia de la explotación de éstos, establecía un tipo de relaciones sociales en que los poseedores de los medios de producción se apropiaban del fruto de otros hombres que no eran dueños de los medios de producción.
    La división de la sociedad en dos clases fundamentales (Esclavos y Esclavistas) fue originada por la división social del trabajo, la cual básicamente consistía en trabajo manual e intelectual. Hacía el trabajo manual el esclavo, mientras que la labor intelectual era privilegio de los señores.
    A la condición de esclavo se podía llegar de diversas maneras: por caer prisionero de guerra, por ser hijo de padre y madre esclavos, por deudas, por rapto, etc.

    La práctica de la esclavitud data de épocas prehistóricas, aunque su institucionalización probablemente se produjo cuando los avances agrícolas hicieron posible sociedades más organizadas en las que se necesitaban esclavos para determinadas funciones. Para obtenerlos se conquistaban otros pueblos, algunos individuos se vendían o lo hacían con miembros de su familia para pagar deudas pendientes, o se esclavizaba como castigo a los delincuentes.
    Era muy raro que los esclavos sean miembros del mismo grupo étnico que el dueño, ya que se considera que éste último pertenece a un grupo superior que el de los esclavos. Podemos decir entonces que, la esclavitud es una forma de sometimiento del hombre para el hombre, que se practicó desde la antigüedad y para vergüenza del hombre, continúa en nuestros días bajo formas diversas.

    Comentario por Dulce Lazo — 14/04/2015 @ 14:56 | Responder

  10. Somos el grupo numero 5 nuestro tema es ”Desigualdad de genero”

    Desigualdad de género se da cuando los individuos a los que se atribuye un género determinado no tiene acceso a posibilidades sociales de igual nivel que los individuos de otro genero .
    Podemos decir:
    al hablar de desigualdad de genero se suele hacer referencia alas discriminación social de las mujeres, las situaciones de desigualdad de genero que afectan alas mujeres de todo el mundo aunque se concretan en mecanismos distintos en países desarrollados o países en vías de desarrollo.
    Países desarrollados
    En estos países la mujeres tienen igualdad de ciudadanía y una mayor protección jurídica. Los niveles educativos son parecidos a los de los hombres pero tienen mayor dificultades en el mercado de trabajo, tanto para acceder a puestos de mayor responsabilidad y prestigio social como respecto a los salarios que perciben. Respecto ala salud , el medico respecto alas mujeres se ha centrado en su salud reproductiva presentan menor atención a otros temas lo que genera situaciones de riesgo para la salud de las mujeres.
    Países pobres
    En los países pobres o en vía de desarrollo, las mujeres sufren mayores situaciones de desigualdad. Acceso ala ciudadanía es en algunos países menor que el de los hombres y la protección jurídica de la mujer es limitada o nula en muchos países , el acceso de la mujer ala educación es mucho mas limitado que el de los hombres y su incorporación al mercado de trabajo en muchos casos esta relegado al trabajo informal(mas inestabilidad ,menos recursos económicos y ausencia de derechos laborales).la salud también es una asignatura pendiente en muchos países y en muchos casos la salud reproductiva se limita al control de natalidad.

    Comentario por Jeffrey Pavon — 13/04/2015 @ 08:49 | Responder

  11. Universidad Nacional Autónoma de Honduras
    Facultad de Ciencias Sociales
    Estudios de la Mujer

    “Historia de Honduras y las Mujeres en la Época: Precolombina, Colonial y Contemporánea”

    Catedrática:
    Anarella Vélez Osejo

    Grupo # 1

    Bessy Jackeline Sánchez 9812963 #2
    Miriam Ramírez 9711894 #3
    Dulce Graciela Coello 20061010154 #4
    Delia Núñez 20061010611 #5
    Dinora Marleny G 20070011139 #6
    Grissel Janneth Redondo M 20070012027 #7
    Ana Verónica Pineda Moncada 20081005482 #8
    Isis Gabriela Laínez 20091003479 #10
    Andrea Urraco 20151012560 #61
    Hervin Antonio Mena 20151002799 #64

    Tegucigalpa M.D.C. Lunes 2 de Marzo de 2015

    INTRODUCCIÓN

    La historia de las mujeres y el movimiento feminista en Honduras, está muy arraigada a patrones culturales machistas y patriarcales. Es todavía muy complejo, reconstruir la historia y comprender a cabalidad cuál era el papel de las mujeres en la época Precolombina, dado que la sociedad Maya que fue de las pocas que documentó mucho de su pasado, ya había desaparecido a la llegada de los españoles, asimismo, estos habrían quemado sus bibliotecas y desaparecido otros vestigios.

    Con la llegada de los españoles se estableció una sociedad con una moral basada en los preceptos de la Iglesia Católica y la corona Española, valores que categorizan a la mujer como un objeto que debe estar subyugada a la voluntad del hombre. Sin embargo, hubo mujeres que se enfrentaron a esto e intentaron revolucionar su vida estudiando, aunque en esa época el estudio estaba limitado a ciertas asignaciones que la corona y los criollos consideraban como femeniles.

    El verdadero movimiento feminista y de mujeres se comezó a dar después de la independecia de 1821, cuando se declara que la mujer merece el estudio ya que es es la mejor institutriz de un niño. Aprovechando esta coyuntura muchas mujeres se prepararon y empezaron a interesarse en actividades políticas. En 1926 se destaca conformación de la organización “Cultura Femenina” que realizó grandes actividades revolucionarias en el contexto de ese tiempo.

    La evolución de la actividad feminista, se desarrolló en un contexto de lucha sociales, y la verdadera emancipación de la mujer se puso en tela de juicio a inicios de 1980, donde mujeres abogaban por sus derechos humanos. En los 90s se comenzó una nueva era, donde con el auge de la globalización y comunicación se aprobaron leyes de protección a las mujeres a nivel mundial.

    Historia de Honduras y las Mujeres en la Época:
    Precolombina, Colonial y Contemporánea

    I. Época precolombina (Periodo hasta 1502)

    En la época precolombina, lo que es ahora Honduras era parte del área cultural mesoamericana. La parte occidental de Honduras era parte de la civilización Maya. Las ruinas precolombinas más impresionantes de Honduras son la antigua ciudad estado Maya de Copán, cerca de la frontera con Guatemala. La gran cultura Maya prosperó allí durante cien años, hasta principios del siglo IX. Los restos de otras culturas Precolombinas se encuentran por todo el país, notablemente en sitios como La travesía y el valle Ulúa.

    Entre la caída del Imperio Maya (892) y la llegada de los españoles (1502), Honduras sufrió la desaparición de esta cultura. Las causas de ello no han sido aclaradas, algunos historiadores son de la opinión que un huracán se internó en territorio maya destruyendo en gran parte la ciudad capital que se había edificado en Copán hoy conocida como Copán Ruinas, sabiéndose sólo que a la llegada de los españoles no quedaban vestigios directos de ningún estado maya.

    A través de los siglos, las mujeres han solido ser excluidas del goce de los beneficios sociales propios de cada época. Han tenido que esforzarse por sí mismas y derribar muchos obstáculos para lograr que le sean reconocidos y se respeten sus derechos. El acceso a la educación, el trabajo, la participación social, económica y política han sido, de un modo u otro, privilegios de los hombres.
    La situación de la mujer precolombina era bastante similar a la de cualquier otra cultura de la antigüedad, culturas patriarcales en las que el poder estaba en manos de los hombres.

    Sin embargo, recientes investigaciones han tratado de reconstruir el papel de la mujer dentro de estas civilización, papel que ha sido invisibilizado por la historia. La antropóloga Shankari Patel afirma:

    “Las mujeres perdieron su estatus y autoridad con la llegada del colonialismo”, dice. “Los españoles no entendían que hubiera mujeres líderes y aplastaron las religiones paganas. Tacharon a las mujeres líderes como adivinas y brujas. Hablaban de ellas como mujeres impropias que hablaban de sus hombres“.
    (Patel S. Revista Red Historia, mayo 2012)

    Otra antropóloga que ha intentado reconstruir el pasado histórico de la mujer maya es Maria Rodriguez Shadow, que en sus estudios afirma que hasta el momento se conoce muy poco de la participación de las mujeres tributarias en la civilización maya, porque fue una sociedad androcentrista en la que se ensalzaba las virtudes de los hombres como sacerdotes, guerreros, jugadores de pelota y dioses, sólo en contadas ocasiones figuraba la labor desarrollada por sus compañeras.

    Los mayas, indica María Rodríguez-Shadow, prácticamente invisibilizaron a las mujeres, a pesar de que ellas fueron fundamentales para sus alianzas con los pueblos enemigos. “En los códices y figurillas siempre aparecen los hombres en un sinnúmero de poses, pero las mujeres sólo se representan como madres y cuidadoras de niñas, cuando su función iba mucho más allá”.(Rodríguez M. INAH, México, marzo de 2014)

    En tanto, las mujeres de la nobleza participaban en las ceremonias de entronización y en las de cambio de fin de ciclo. También intervenían en los rituales de sangrado sacrificial en los que se horadaban la lengua y su sangre era colocada en papeles que después se ocuparían en otro ritual dedicado a la invocación de los ancestros. En el mundo de las deidades femeninas, quien predominaba era la diosa de la Luna, a la que le adjudicaron caracteres de protectora, cuidadora relacionada con la fertilidad y aparecía emparentada con el dios del maíz.

    II. Época Colonial (1502- 1821)

    Durante la época colonial se consolidó el patriarcado en la sociedad blanca y mestiza, al mismo tiempo que se aceleraba el tránsito a ese régimen en las comunidades aborígenes. La implantación del patriarcado, con su ideología consiguiente, fue un factor decisivo en el proceso histórico de opresión de la mujer, ya que cruzó todas las estructuras sociales; de allí la insuficiencia de los análisis reduccionistas de clase.
    Especificidad del trabajo doméstico y de la reproducción de la fuerza de trabajo
    Si bien en las comunidades aborígenes se mantuvo una economía de subsistencia, donde la mujer seguía desempeñando un papel importante al mantener una estrecha relación entre producción y consumo. Al mismo tiempo, la reproducción de la fuerza de trabajo comenzó a separarse de la producción social de la comunidad, aunque se mantuvo en alguna forma en las reducciones indígenas.

    El trabajo doméstico en el sector blanco y mestizo empezó a ser funcional al régimen colonial de dominación, tanto en lo referente a la reproducción de la fuerza de trabajo como a su reposición diaria. El trabajo de las mujeres fue asimilado al llamado trabajo doméstico, y el de los hombres al nuevo tipo de producción social para la exportación. El papel de la mujer como reproductora de la vida apareció entonces minimizado, cuando siempre las culturas aborígenes lo habían considerado como el presupuesto generador de todo. No obstante, la evolución de la familia y del propio trabajo doméstico durante la Colonia fue distinta a la europea.

    La economía de subsistencia seguía en manos de las comunidades indígenas, donde el trabajo doméstico de la mujer tuvo características diferentes a las que se dieron en el de la mujer del medioevo europeo. En América Latina colonial fue distinto el trabajo desempeñado por las mujeres de origen blanco que el realizado por las indígenas, negras, mestizas y mulatas, Las primeras, recluidas en el hogar, reproducían hijos para consolidar el sistema de dominación colonial y de clase, aunque también sufrían, como veremos más adelante, el peso del patriarcado.

    Las mujeres indígenas, doblemente afectadas por el sistema de tributación, tenían que producir un excedente para pagar dicho tributo, ya que la mayoría de los hombres debía realizar forzosamente trabajos en las encomiendas de las minas y haciendas; además las mujeres tenían que reproducir la fuerza de trabajo que se apropiaban los conquistadores y generar valores de uso para el autoconsumo familiar y comunal. Al institucionalizarse el régimen de mita las comunidades indígenas perdieron gran parte de sus miembros varones, por lo que la mujer se vio obligada a suplir esa fuerza de trabajo con su propio esfuerzo.

    La mujer indígena también tributó sexualmente a los conquistadores, que se apropiaron así de su capacidad reproductora, perdiendo paulatinamente su capacidad erótica en esta función sexual-reproductora, separada del placer. Como puede apreciarse, en algunas comunidades aborígenes se logró mantener una división de tareas donde el hilado y el tejido no eran labores exclusivas de las mujeres, sino también de los hombres, costumbre que todavía se conserva en ciertas regiones.

    Los productos textiles y de alfarería tuvieron asimismo que concurrir obligadamente al mercado colonial. En tal sentido, los colonialistas se beneficiaron de siglos de experiencia de trabajo femenino en cerámica, textiles, agricultura y preparación de alimentos. Pronto, los españoles entrenaron a las mujeres indígenas en la cría de ganado vacuno y ovejuno, y en los cultivos de las nuevas plantas y cereales que trajeron de Europa. La mujer negra, en su calidad de esclava, transfirió diferentes valores con su trabajo: por un lado, reproduciendo a regañadientes nueva fuerza de trabajo esclava, y por otro, trabajando en las tareas domésticas, al servicio de los patrones, en las casas señoriales del campo y la ciudad.

    En cualquier caso, fue generadora de un plustrabajo importante por su articulación con los sectores económicos claves: minería, hacienda y plantación. Hasta fines de la Colonia no será frecuente el trabajo doméstico de la mujer negra en su unidad familiar, por cuanto los esclavócratas restringirán la constitución de familias negras estables. En algunas colonias las libertas llegaron a trabajar como asalariadas, pero ganando menos que los jornaleros negros, según lo establecido, por ejemplo, en las Ordenanzas del Cabildo de Santo Domingo en el siglo XVIII: “el jornal de la negra ha de ser el tercio menos que el del negro”.3 Tanto la mujer negra como la indígena fueron reproductoras de una fuerza de trabajo destinada a ser explotada por la clase dominante española y criolla. Reproductoras de la vida siempre lo habían sido en Africa o América, pero ahora, bajo la Colonia, sus hijas/os pasaban a ser fuerza de trabajo para un hábitat enajenante.

    Las mujeres indígenas y luego las mestizas, además de las negras, las zambas y mulatas fueron explotadas no sólo sexualmente sino también económicamente. Nunca se podrá evaluar la cuantía del plus-producto entregado por el trabajo de estas mujeres al fondo de la acumulación originaria de capital a escala mundial. La división del trabajo por sexo se consolidó en la Colonia, fortaleciéndose la doble opresión de la mujer: de sexo y de clase. El machismo y la explotación económica sirvieron al sistema global de dominación patriarcal y de clase.

    En la época colonia la mujer no pasaba de ser un objeto de intercambio. Un caso re- conocido es el que se daba en una de las civilizaciones mesoamericanas más evolucionadas, la azteca. Es sabido que Malinche, princesa azteca que tras un enfrentamiento entre tribus, cuando apenas era una niña fue cedida como esclava, pues “esa era la tradición de aquellos tiempos” y, años más tarde, fue nuevamente regalada como esclava, esta vez a Hernán Cortés, por el cacique de Tabasco, junto a otras diecinueve mujeres, algunas piezas de oro y un juego de mantas. Cortés descubrió que Malinche hablaba varias lenguas nativas y la utilizó como intérprete a fin de tejer alianzas con los pueblos sometidos por los aztecas, lo cual le facilitó al conquistador el sometimiento de aquel imperio.

    Por otra parte, todos los principales gobernantes de las civilizaciones precolombinas fueron hombres, la mujer ocupaba casi siempre un papel muy secundario y, de paso, han sido invisibilizadas por la historia antropocéntrista.
    Con la conquista y la colonización, continuó siendo excluida del derecho a la educación en letras; solamente se instruía en virtudes como la castidad, la honestidad, la modestia y la lealtad y en oficios, valores que contribuían a perpetuar su estado de subordinación.

    Durante los siglos XVI y XVII los únicos que recibían educación en letras eran los hijos de los españoles, y aquí se contaba con unas tres escuelas. El desequilibrio alcanzaba a los hijos de los aborígenes que apenas recibían educación fundamental en el aprendizaje del idioma español y en la cristianización.
    Hay que sobresaltar que la educación era solamente para niños varones, medida que desconocía la decisión de la Corona española transmitida a través de la emisión de ordenanzas que establecían la obligatoriedad de crear escuelas para niñas.

    “La mujer en un mundo hecho a la imagen de los hombres, la mujer es solo un reflejo de la voluntad y querer masculinos” – Octavio Paz

    En este contexto histórico las mujeres en general fueron víctimas de la ideología domiente, instrumento cultural de la opresión sobre las mujeres a manos de los poderes hegemónicos, el estado conservador, las iglesias, los agentes de socialización públicos y privados.
    Las mujeres fueron relegadas, en general, a la función reproductiva, se introdujo en ella una división de trabajo entre los sexos por la cual la mujer fue relegada a la esfera doméstica, e integrada al proceso de explotación de una sociedad que sobrevive gracias a la desigualdad imperante en la sociedad patriarcal machista El planteamiento patriarcal de la sociedad ha puesto a la mujer en un lugar secundario en campos tan variados como la creación literaria y artística, el pensamiento filosófico, las ciencias o la actividad económica y política desde Eva.

    Durante el periodo colonial se consolido el patriarcado en la sociedad estratificada en estamentos y clases: blanca, mestiza, las comunidades aborígenes y la etnia negra esclava, de mineros. Se impuso la cultura según la cual las funciones de la mujer eran naturales, una ideología que se implanto para ejercer la opresión propia de la sociedad capitalista. La subordinación y violencia contra las mujeres se convirtió en una necesidad para el buen funcionamiento del sistema colonial, tanto en lo concerniente a la reproducción de la fuerza de trabajo para la reposición diaria de la misma como para mantener el orden establecido en general.

    Si bien las mujeres blancas desempeñaban trabajos diferentes al que realizaban las mujeres indígenas, negras y mestizas estas se dedicaban a la reproducción de los hijos para consolidar el sistema de dominación y también sufrían el peso del orden patriarcal que determino la constitucionalizacion de la familia monógama patriarcal que reafirmo la propiedad privada y la división del trabajo por sexo. Así nació la subcultura femenina de adaptación y subordinación que reformo el régimen patriarcal. Las mujeres blancas contraían matrimonio pactado por los padres de los novios, por conveniencia económica, se fijaba una dote para la hija a fin de avalar la empresa matrimonial y se impone el criterio de que el hombre es el dador de la vida y la mujer un receptáculo en el que se depositaba el esperma, único elemento para originar la vida. Las mujeres blancas aceptaron también lo familiar debía resolverse en el ámbito privado. Y estas no debían de oponerse a estas decisiones.

    Este conjunto de razonamientos deben de aportarnos una imagen de la vida de género en Honduras, escenario en el que se dan contradicciones culturales que han sentado las bases para comprender la autoridad y el poder, más allá del nivel familiar doméstico.

    III. Época contemporánea

    Es a mediados del siglo XVIII cuando el tema de la condición social de la mujer comenzó a recibir atención por parte de los periódicos que circulaban en la época. Esto dio como resultado una relativa expansión de la casi nula educación femenil. La primera escuela de niñas que se fundó en Honduras fue en Comayagua, a finales del siglo XVIII, por decisión de don Luciano San Martín. Aunque el mayor apoyo a las mujeres para recibir educación provino del sabio José Cecilio del Valle, plasmado en la misma redacción del Acta de Independencia.

    Como es sabido, en el Acta se instituye que la mujer es la mejor institutriz que puede tener un niño, por lo tanto había que nacionalizarla, estimular su interés en las actividades que realizaba; además, se contempló que la educación proporcionaría aptitudes, capacidades y valores necesarios a la sociedad, por lo que nadie debía ser excluido de la educación, principalmente la mujer.
    Este primer paso dado por Valle facilitó el que las mujeres tuviesen acceso a las primeras letras. De aquel tiempo al presente, vemos a las mujeres destacarse, por méritos propios, en todas las áreas del conocimiento, la ciencia y la participación ciudadana.

    La primera mitad del siglo XX

    Sin olvidar el valioso apoyo solidario de doña Josefa Lastiri, en la heroica gesta morazánica, se puede afirmar que la historia de las mujeres organizadas se remonta a inicios de siglo XX. En estos tiempos destacan Visitación Padilla como propulsora de la Organización de la Sociedad Unionista “Juan Rafael Mora” y también como organizadora del Comité Hondureño Pro-Conferencia del Caribe.
    El 24 de octubre de 1926, un grupo de mujeres en las que se destacan la ilustre profesora de educación primaria Visitación Padilla, Graciela Amaya de García, Antonieta, Jesús, Mariana y Ceferina Elvir, María Luisa Medina, Eva Sofía Dávila, Goya Isabel López, Flora Suazo, Ángela y Genoveva Andino, Natalia Triminio, Rosita Amador, Juana Ochoa, Sofía Vega, María López, Adriana Hernández, Florencia Padilla, Rosa Flores, deciden organizar la asociación “Cultura Femenina”, cuya primera secretaria general fue Visitación Padilla.

    La Federación Sindical Hondureña consideraba a Cultura Femenina como una de las columnas más sólidas y fuertes sobre las que descansaba su estructura orgánica, que sólo logro destruir la dictadura del Gral. Tiburcio Carías Andino, régimen que clausura todas las organizaciones populares.
    Desde “Cultura Femenina” se presionó al Congreso Nacional para que exaltara a la Madre Hondureña, y gracias a su tesonera labor logran que el 24 de enero de 1927 ese poder del Estado emitiera el Decreto 32, estableciendo la celebración del Día de la Madre. “Cultura Femenina” luchó por los derechos políticos de la mujer.
    Choncita fue fundadora y presidenta del Frente Femenino Hondureño Pro-Legalidad. Dicho frente luchó contra el continuismo Cariísta. Logró, después de grandes esfuerzos, la aprobación por el Congreso Nacional del Decreto 30 que modificaba el Decreto 24 y, mediante el cual, se reconocían los derechos políticos, civiles y sociales de la mujer hondureña.

    Las luchas por el sufragio

    Tras la consecución del derecho a la educación, las mujeres se lanzaron a la demanda del reconocimiento del derecho a ejercer el sufragio.
    En las actividades por la participación política se destaca la intervención de Alejandrina Bermúdez de Villeda Morales, quien fungía como presidenta de la Federación de Asociaciones Feministas de Honduras, y Visitación Padilla como miembra del PLH. En respuesta a la presión de las mujeres, la moción fue presentada el 25 de enero de 1954 en el Congreso Nacional por cinco diputados encabezados por Elíseo Pérez Cadalso. Empero, los derechos políticos de la mujer fueron oficialmente reconocidos en 1955, debido al golpe de Estado en contra del gobierno de Julio Lozano Díaz. Tomada en consideración por unanimidad, se aprobó el Decreto número 30, el 25 de enero de 1955, que reconoce a la mujer hondureña sus derechos políticos. A partir de entonces, celebramos el “Día de la Mujer”.
    Una vez que las féminas obtuvieron el nuevo derecho, se involucraron en las actividades políticas del país. Lo que se ha incrementado a través de la historia. En el presente podemos ver mujeres crecientemente involucradas en cargos de elección popular, así como candidatas a cargos importantes en el gobierno de la República.

    Con la conquista del derecho al voto, lo grupos de mujeres afiliadas a la Federación de Asociaciones Femeninas de Honduras (FAFH), continuaron su lucha para lograr la igualdad con los hombres en el desarrollo integral del país.
    La FAFH acentuó su labor en el papel de la mujer en la familia. Su avenencia con el sistema político permitió a la organización vincularse con el Estado en la toma de decisiones en ciertas políticas sobre la mujer. Uno de los principales logros fue incidir para que en 1984 se emitiera el Código de Familia.

    Vinculada a los órganos del poder, la FAFH logra participar, en 1976, en el Consejo Asesor de la Jefatura de Estado, con tres representantes propietarias y tres suplentes en calidad de consejeras, distanciándose de las mujeres de los demás países centroamericanos, que desde los años cincuenta estaban ligadas a organizaciones políticas obreras y a las demandas de las organizaciones populares.

    Obreras y Campesinas

    En 1969 finalmente un grupo aproximado de grupo de mujeres del Partido Comunista Hondureño (PCH), fundaron la Alianza de Mujeres Hondureñas, a la cual posteriormente se afiliaron unas dos mil mujeres, en su mayoría obreras y pobladoras y algunas profesionales. A partir de entonces éstas se vinculan a las luchas de nuestro pueblo en demanda de mejoras sociales.
    Hacia 1975 la Iglesia Católica organiza el Comité de Amas de Casa, sin embargo, sus actividades fueron entorpecidas por la intranquilidad política profundizada por la masacre de Los Horcones. Sin embargo, algunas activistas continuaron su trabajo y en 1978 se formó la Federación Hondureña de Mujeres Campesinas (FEHMUC).
    FEHMUC asumió el reto de integrar a la mujer campesina al proceso de desarrollo del país y luchar por el respeto a los derechos humanos. Su compromiso lo encauzó en proyectos productivos en actividades tradicionalmente femeninas.

    Las divergencias políticas provocaron la división del FEHMUC. Seis de sus dirigentas demandaron involucrar a la organización en la vida política del país, razón por la cual este grupo fue expulsado de la organización en julio de 1985, acusadas de ser comunistas.
    Ese mismo año, las mujeres expulsadas fundaron el Consejo para el Desarrollo Integral de la Mujer Campesina (CODIMCA), con el propósito de incorporar a las mujeres al proceso de Reforma Agraria Integral, como beneficiaria activa en la producción agrícola. Esta organización quedó legalmente establecida en 1988, luego de realizarse el congreso constitutivo.
    Diez años después CODIMCA contaba con 437 grupos de base y 8 mil mujeres afiliadas.

    En 1989, un grupo de disidentes acusó a la directiva de la FEHMUC de centralizar los fondos, becas y transporte. Tales discrepancias provocaron el aparecimiento de una nueva directiva de manera paralela a la ya existente. En 1991, las mujeres disidentes se retiraron y fundaron la Asociación Hondureña de Mujeres Campesinas (AHMUC) y proclaman como pilar fundamental el acceso de la mujer a la tierra.
    Otra experiencia organizativa de la mujer campesina es el Enlace de Mujeres Cristianas, organización que surgió en 1985 con el nombre de Programa Educativo de la Mujer (PEM), que inició en Santa Bárbara y luego se extendió a otros departamentos de la zona noroccidental del país. Sus fundadoras también estuvieron vinculadas en su mayoría a los clubes de amas de casa de las comunidades eclesiales de base de la iglesia. Su organización fue menos vertical y más participativa.

    Movimientos urbanos de mujeres en la segunda mitad del siglo XX

    La urgente necesidad de organización fue también percibida por las mujeres residentes en las ciudades. Las presiones de las que es víctima la mujer, tanto en el hogar como en sus centros laborales y la sociedad en general, provocan el surgimiento de diversas organizaciones, con propósitos de mejorar sus condiciones de vida. Para ilustrar un poco la organización de las mujeres urbanas en la década de los 80 citaremos las organizaciones más sobresalientes, entendiéndolas como decisivas protagonistas del movimiento social hondureño.

    Las Chonas

    El Movimiento por la Paz, “Visitación Padilla”, más conocido como “Las Chonas”, surgió el 25 de enero de 1984, para reclamar el respeto a los derechos humanos. Hasta 1989 realizaron una intensa labor de sensibilización, denuncia y repudio por la ocupación militar norteamericana del territorio nacional y pusieron en evidencia la posición servil y entreguista de los gobernantes. En esta organización sobresale el papel de Gladys Lanza y Merlyn Eguigure.

    El Centro de Estudios de la Mujer

    El Centro de Estudios de la Mujer – Honduras, CEM-H, es una organización civil sin fines de lucro, con veintidós años de reconocida trayectoria pública, que trabaja en la defensa y promoción de los derechos humanos de las mujeres, impulsando la participación ciudadana y política de las mujeres en todos los ámbitos con equidad de género. Es una Organización no gubernamental de mujeres, independiente de partidos políticos e iglesias. Obtiene su personería en 1987. En esta organización es justo rescatar los nombres de María Elena Méndez, Mirta Kennedy y Miriam Suazo.

    CODEMUH

    En junio de 1989, un taller que analizaba la situación de las mujeres en Honduras identificó la necesidad de tener una organización de mujeres urbanas que desarrollara un análisis de género y ofreciera una visión feminista para lograr un cambio significativo en la vida de las mujeres. Ese taller dio como resultado la fundación de la Colectiva de Mujeres Hondureñas (CODEMUH).
    La Colectiva de Mujeres Hondureñas, Codemuh; es un espacio feminista autónomo de intercambio de experiencias para apoyarnos en nuestra vida como mujeres.

    El Centro de Derechos de Mujeres

    En 1992, varias mujeres que estaban trabajando desde la iniciativa del Comité Latinoamericano y del Caribe para la Defensa de los Derechos de las Mujeres (CLADEM-Honduras), deciden conformar el Centro de Derechos de Mujeres (CDM), como una organización social, feminista, de defensa y promoción de los derechos humanos de las mujeres en Honduras.
    El Centro de Derechos de Mujeres, CDM, se ha convertido en la más importante institución feminista, autónoma, que trabaja con mujeres no-organizadas y organizadas en instituciones comunitarias, de base, gremiales, mixtas o solamente de mujeres de zonas urbanas y rurales, estudiantes de secundaria y universidad, políticos y políticas, así como funcionarios(as) de gobierno, comunicadoras, la sociedad en general. Asimismo, con organizaciones sociales comprometidas con la construcción de una verdadera democracia en nuestro país y fundamentalmente defensoras de los derechos de las mujeres desde el sistema judicial. En esta organización resalta el papel que han jugado María Antonia Martínez, Gilda y Suyapa Rivera y Claudia Herrsmandorrsfer.

    Inicios del Siglo XXI

    La ANDEH, Asociación Nacional de Escritoras de Honduras, se organiza a inicios del siglo y hacia 2004 obtiene su personería jurídica y lucha por visibilizar y mejorar las condiciones de trabajo de las mujeres escritoras de Honduras. En esta organización sobresale la labor de Divina Alvarenga, Diana Vallejo, Diana Espinal, Anarella Vélez.
    También se organizan las mujeres lesbianas en la Red Lésbica de Honduras Las Catrachas, cuyas caras más visibles son Indira Mendoza y Gabie Mass

    Asimismo, surgen alrededor del XXI:
    Colectivo Feminista Mujeres Universitarias, COFEMUN;
    Movimiento de Mujeres Socialistas, “Las Lolas”;
    Centro de Estudio y Acción para el Desarrollo, CESADEH;
    Jóvenes Feministas Universitarias;
    Red de Mujeres Jóvenes;
    Comisión de Mujer Pobladora;
    Articulaciones Feministas de Redes Locales;
    Convergencia de Mujeres de Honduras;
    Iniciativa Centroamericana de Seguimiento a Cairo y Beijing;
    Feministas Independientes.
    Y se funda en la UNAH la Cátedra de Estudios de la Mujer, en la que es necesario señalar el papel motor de Blanca Guifarro.

    2009

    Con la propuesta de participación ciudadana del Presidente Manuel Zelaya las mujeres vieron una oportunidad para ampliar sus áreas de intervención e incluir en la agenda del gobierno sus particulares demandas. Así, en mayo de 2009, se organiza el Espacio de Debate de las mujeres feministas organizadas, con la finalidad de aunar esfuerzos y apoyar el proyecto de la Consulta Ciudadana. Ese Espacio de Debate está constituido por Movimiento de Mujeres Socialistas, Las Lolas ; el Colectivo Feminista Mujeres Universitarias, COFEMUN; Centro de Estudios de la Mujer, CEMH; Centro de Estudio y Acción para el desarrollo, CESADEH; Jóvenes Feministas Universitarias; Red de Mujeres Jóvenes; Comisión de Mujer Pobladora; Articulaciones Feministas de Redes Locales; Convergencia de Mujeres de Honduras; Iniciativa Centroamericana de Seguimiento a Cairo y Beijing; Centro de Derecho de Mujeres y Feministas Independientes.

    El mismo 28 de junio, este grupo se identifica como “Feministas en Resistencia” y pasan a formar parte del Frente Nacional en Resistencia contra el Golpe, al que también se adhieren la Asociación Nacional de Escritoras de Honduras (ANDEH) y Catrachas. Hasta hoy están luchando porque se restablezca en Honduras el respeto a los derechos humanos, la libertad y la paz y, por supuesto, es tema central de su agenda el restablecimiento de la democracia y la conformación de una Constituyente de la que derive una nueva Carta Magna incluyente, equitativa y respetuosa de los derechos de las mujeres.

    CONCLUSIONES

    La historia de la mujer en Honduras ha sido invisibilizada por la mayoría de investigadores que han tratado de reconstruirla, sin embargo en la actualidad mujeres han tratado de rescatar el papel que han tenido.

    La mujer ha estado presente en la lucha social y construcción de una sociedad más justa que casi siempre ha ido de la mano con movimientos de izquierda.

    El siglo XX y XXI han sido cruciales para la evolución del papel de los movimientos feministas en Honduras, el golpe de Estado y el gobierno de Manuel Zelaya Rosales fueron un impulso para poner visibilizar los movimientos y emprender nuevas formas de lucha.

    BILIOGRAFIA

    Vélez Osejo, A. Catédra de estudios de la mujer. https://estudiosdelamujer.wordpress.com

    Santiago, M. El verdadero papel de las mujeres Mayas. http://redhistoria.com/el-verdadero-papel-de-las-mujeres-mayas/#.VPP2uPmG_wA

    Instituro Nacional de Antropología e Historia. Papel de las mujeres en la Civilización Maya. http://www.inah.gob.mx/boletin/4-publicaciones/7104-muestran-el-papel-de-las-mujeres-en-la-civilizacion-maya

    Honduras Laboral. Sociedad Cultura Femenina, claridad de pensamiento y desición de Lucha. http://todo.honduraslaboral.org/leer.php/417

    Comentario por Delia Núñez — 11/04/2015 @ 17:53 | Responder

  12. Doctora lamento mucho lo que sucedii con su esposo! Le acompaño en su dolor! Dios le de fortaleza en este momento tan duro

    Comentario por wendymatamoros — 07/03/2015 @ 23:29 | Responder

    • gracias Wendy

      Comentario por anarellavelez — 19/03/2015 @ 23:27 | Responder

  13. hola licenciada somos el grupo #3 si creemos que hay desigualdad en nuestra sociedad ,creo que por nuestra educación ,nuestras costumbres ,el machismo y nuestra cultura. se da desigualdad en la política, laboral social . un ejemplo claro es cuando una mujer se lanza para candidata a política lastimosamente algunas de nosotras ni le damos el voto porque creemos que no es capas de tomar el cargo, ya que nos han inculcado nuestros pasados que la mujer es para estar en el hogar y somos el sexo débil . y así como este hay muchos ejemplos. todo el grupo creemos que esto debe cambiar tenemos que poner un alto . integrantes cuenta Leeybi Ruth Chávez estrada 20121012768 Alicia Martínez 20121016807 Iris walesca 20121005941 Harold Leonel Rodríguez 20121003114

    Comentario por leeybi ruth chavez estrada numero cuenta 20121012768 — 18/02/2015 @ 05:57 | Responder

    • Ana carbajal n.lista 23

      Comentario por Ana Banesa Carbajal Ulloa — 18/02/2015 @ 22:42 | Responder

  14. 1. N° de Lista: Del 11 al 20
    2. N° de Grupo: 2
    3. Ejercicio N° 1

    ¿Considera usted que existe desigualdad entre hombres y mujeres en la sociedad hondureña actual? Si piensa que es así, explique ¿porqué? y dé 1 ejemplo.
    R// Sí existe desigualdad entre hombres y mujeres en nuestra sociedad, debido a que somos una sociedad donde predomina el machismo; muchas veces las mujeres mismas permiten que haya desigualdad y discriminación, olvidándose de nuestro género y juzgando y/o discriminando a otras mujeres, comenzando de aspectos tan mínimos como: Nuestra forma de vestir, Nuestra forma de hablar; llegando a criticar incluso nuestra forma de pensar.

    Las luchas del movimiento por la paz: Visitación Padilla, han permitido tomar conciencia acerca de que vivimos en una sociedad en la cual la injusticia y desigualdad entre hombres y mujeres es un problema social y que éste detiene el desarrollo. (Fuente: Entrevista a Gladys Lanza por Dra. Anarella Vélez Osejo)

    Ejemplo: Muchos quizá lo hemos escuchado al ir en el transporte urbano o simplemente con un conocido en su vehículo. Y es que cuando una dama va manejando por la carretera y se cruza con un conductor machista o que va de prisa, éste utiliza la frase: “TENÍA QUE SER MUJER LA QUE VA MANEJANDO”.

    No es necesario irnos a ejemplos tan graves; en la acción más mínima que hagamos las mujeres, ahí estará un hombre machista que no recuerda que tiene Madre, Hermana(s), Hija(s) y Esposa, para descalificar el trabajo que hacemos nostras LAS MUJERES.

    Comentario por Dulce Lazo — 11/02/2015 @ 04:57 | Responder

  15. grupo # 2
    cuenta 20111003865
    cree ud que existe desigualdad emtre hombres y mujeres en la sociedad hondurena?
    yo pienso que si existe una desigualdad entre las mujeres y los hombres ya que el hombre siempre quiere tener el poder y mira a la mujer como menos que no tiene derecho de tener el poder como decir en la toma de elecciones para los presidentes la misma sociedad mira que escoger a una mujer como presidenta piensa que no daria el ancho y estan equivocados ya han demostrado en otros paises que las mujeres pueden tener el control de un pais y hacer mejores cosas que el mismo hombre

    Comentario por isaac hernandez — 11/02/2015 @ 02:15 | Responder

  16. grupo:2
    lista:12
    cree usted que existe desigualdad entre hombres y mujeres?
    en el grupo analizamos lo siguiente
    si, que si existe por el motivo que en este país los hombres son muy machistas y para ellos las mujeres no son iguales a ellos en muchos para los hombres las mujeres somos personas que no logramos hacer lo que queremos, nos miran abajo de ellos pero en muchos ámbitos. ejemplo a la mujer siempre hay diferencias tanto sociales, culturales, políticas,económicas.
    para los hombres las mujeres son para el hogar y ellos para el trabajo fuera de la casa.

    Comentario por ana madrid — 10/02/2015 @ 01:50 | Responder

  17. nombre: Ricardo Elvir, Alejandra Figueroa, Fabiola Oseguera, Tiffany Denaisse Bredo

    grupo:5

    ¿Existirá desigualdad entre hombrea y mujeres en la sociedad hondureña?, si es si la respuesta explique ¿por que? Su respuesta.

    Nuestro pensamiento como grupo es la discriminación existe en la sociedad hondureña actual Ejercida hacia las mujeres de nuestra misma sociedad ya sea por hombre o mujeres que reproducen el sistema del machismo como costumbres tradicionalistas, podemos dar ejemplo generalizado de este fenómeno exponiendo las cuatro instituciones que se ocupan de formar al individuo para ser parte de una sociedad como lo son: ¨La familia, la religión, la educación y la política.¨

    Podemos dar ejemplos claros del fenómeno de discriminación en cada una de esas instituciones.
    • La familia: en la familia se puede destacar la discriminación en las acciones laborales como lo es en la repartición imparcial de las actividades del hogar cuya inclinación se da en darle menos actividades de trabajo al hombre para darle tiempo para otras actividades.

    • La religión: como vemos en la religión se ve también la discriminación dando uno de tantos ejemplos tenemos el liderazgo está centrado en que el hombre sea el líder no obstante la mujer puede tener importancia en las decisiones de cuyo líder pero no deja de estar bajo la tutela de este mismo.

    • La educación: como lo podemos de ver en la universidad se ve la discriminación muchas carreras empujan a tomar decisiones a las alumnas en la competición por tener una mejor oportunidad de empleo hasta los mismos catedráticos buscan las forma de alejar al el alumno(a) de sus metas.

    • La política: existen mujeres dentro de la política consientes de este fenómeno de discriminación podemos ver que algunas buscan ayudar a erradicar ese pensamiento planteando ideas para leyes que resguarden los derechos de la mujer como parte de la sociedad en las cuales muchas no son escuchadas por mantener las costumbres tradicionalistas de el machismo.

    Comentario por Ricardo elvir — 09/02/2015 @ 15:35 | Responder

  18. En mi pensar y ver las cosas en la sociedad la mujeres sufre de la desigualdad pero los hombres también , esto se da en varios ares de la sociedad, pero todo esto sucede porque las mujeres nos an enseñando que el hombre tiene que mandar y tener el poder.
    Mi ejemplo es en una pareja si un hombre gana más que la mujer el se siente poderoso sobre la mujer

    Grupo:5
    Lista:44

    Comentario por tiffany denaisse sanchez — 09/02/2015 @ 04:06 | Responder

  19. I TAREA GRUPAL
    ¿Existira desigualdad entre hombrea y mujeres em la sociedad hondureña?, si es si la respuesta explique ¿por que? Su respuesta.
    R//= si existe deaigualdad entre hombres y mujeres ya que los patrones socioculturales que determinan el pais han variado en algunos aspectos aislados pero no lo suficiente para reducir la desigualdad que ademas y por razones de genero, situa a las mujeres en desventaja en todos los ambitos ya sean laborales, politicos, economicos, sociales, culturales y familiares.podemos darnos cuenta que la mujer enfrenta obstaculos para su integracion completa en la actuaalidad economica siendo su tasa de participacion laboral un 33%, una tasa de desempleo abierta, menor ingreso percibido del total generado en la economia y menor ingreso que los hombres ocupados en nuestro pais.

    Comentario por Dinora Marleny Guzman Quintero — 08/02/2015 @ 23:59 | Responder

  20. Buenas tardes Licenciada, es un gusto saludarla.
    Somos el grupo Nº1
    1.Grissel Redondo Mairena
    2. Hervin Antonio Mene
    3. Ana Veronica Pineda
    4. Dulce Gabriela Coello
    5. Andrea Urraco
    6.Dinora Marleny Guzman
    7. Isis Gabriela Lainez
    8. Delia Nunez

    Comentario por Dinora Marleny Guzman Quintero — 08/02/2015 @ 23:45 | Responder

  21. Trabajo de Grupo # 1
    Grupo # 6

    ¿Cree usted que existe la desigualdad entre hombres y mujeres en la sociedad hondureña actual?
    La desigualdad en nuestra sociedad si existe, siempre se trata a la mujer con inferioridad ya sea para realizar algún deporte por ejemplo el futbol, o si bien en los trabajos mas que todo donde se trata de finanza siempre esta el comentario machista de “No hago negocios con mujeres”, en trabajos donde se requiere esfuerzos físicos se nos tacha de que no podemos realizarlos.

    Comentario por Judith Morazan — 08/02/2015 @ 00:48 | Responder

  22. • Titulo original: Ao, le dernier Néandertal
    • Director: Jacques Malaterre
    • Guión: Michel Fessler, Pilippe Isard, Marc Klapczynski. Jaques Malaterre
    • Protagonistas: Helmi Dridi, Vesela Kazakova, Craig Morris, Aruna Shields, Simmon Paul Sultton, Yavor Vaselinov.
    • Producción: France 2 Cinéma, Canal +
    • Fotografía: Sabine Lancelin
    • Música: Armand Amar
    • Género: Drama, Histórico
    • Duración: 84
    • País: Francia
    • Año: 2010
    Para los que les interesa mucho aondar nuestros origenes no creo que se puedan aburrir con este film. Si es verdad que tiene muchas cosas que son inventadas, como el “lenguaje” que utilizan los personajes o las relaciones y comportamientos de los homo sapiens representados, pero esta muy bien documentada y realizada.
    los paisajes como los animales parece tener correspondencia con los de la época y clima que se representa.

    Título: La odisea de la especie
    Título original: L’odyssée de l’espèce
    Dirección: Jacques Malaterre, Javier G. Salanova
    País: Francia, Canadá
    Año: 2003
    Fecha de estreno: –
    Duración: 270 min
    Género: Documental

    La película, nos presenta el mundo de nuestros antepasados. Para ello utilizan numerosos personajes que son testigos épicos del comienzo de la existencia del hombre en los principales escenarios, transportándonos a los momentos claves para el mismo y mostrándonos los descubrimientos cruciales que han marcado el destino de la humanidad.
    Se trata de una descripción muy acertada de nuestros ancestros, debido a las recientes investigaciones científicas, que reconstruyen con gran exactitud tanto la apariencia, como el comportamiento y el ambiente de nuestros antepasados. Además, incluye también todo el proceso evolutivo de lo que hoy conocemos como la especie humana.


    En cuanto a las mujeres de la época me parece que no habían roles tan marcados como ahora, ya que no existía la propiedad privada y por ende no existía aun la estratificación de género.

    Comentario por Bessy Sänchez — 07/02/2015 @ 21:11 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Gracias Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: